<< Capítulo anterior | Siguiente capítulo >>

Capítulo XII
El gran destello en Hiroshima

El B-29 Enola Gay despegó a las 02:45 de la mañana del 6 de agosto de 1945 desde la pequeña isla de Tinian, a unos 2.500 kilómetros al sureste de Japón. El enorme bombardero capitaneado por el coronel y piloto Paul Tibbets, fue escoltado por otras dos aeronaves más una tercera que tomó vuelo horas antes para cerciorarse de las condiciones climáticas.

Sólo en medio del vuelo se confirmó la ciudad a bombardear. Las opciones eran Nagasaky, Kokura o Hiroshima, objetivo prioritario. La misión era de tal reserva que los tripulantes de la nave se enteraron de ella recién tras fijar el rumbo tras el despegue.


La bomba atómica destruye Hiroshima.

Tibbets los reunió y les comunicó qué explosivo llevaban a bordo. El B-29 debió ser modificado interiormente para hacer caber la "Little boy" (Pequeño niño), la bomba de uranio enriquecido de 3 y medio metro de largo. No hubo dudas sobre la importancia de la misión. Sin decirles que su nombre era bomba atómica, sabían que con ella podían vencer a Japón en la guerra.

A las 07:09 de la mañana, el Enola Gay recibió la confirmación esperada. El blanco sería Hiroshima, ciudad por la que atravesaba en esos momentos el avión meteorológico. La ciudad amanecía con un día despejado y las alarmas activadas por la presencia de un bombardero callaron pronto, alejando el temor de ciudadanos ya acostumbrados a la situación de guerra.


 

Especial Adolf Hitler
Conozca la vida de uno de los personajes mas controversiales de la historia.
Especial de Stalin
El líder soviético jugó un papel clave en el desarrollo de la Guerra.
Especial Día D
El 6 de junio de 1944, los Aliados desembarcaron en Normandía e iniciaron la liberación de Francia.
El Mercurio
Serie especial con artículos sobre la Guerra.
EMOL
Todas las noticias que ha publicado El Mercurio Online
 
 
 
 
Términos y condiciones de la información © El Mercurio S.A.P.