La cenicienta negra

Por primera vez en su historia, los Pacers de Indiana acceden a la final de la NBA, tras vencer en la serie Este a los Knicks de Nueva York por 93 a 80, elevando al marcador a un inalcanzable 4-2.

03 de Junio de 2000 | 20:17 | EFE
NUEVA YORK.- Los Pacers de Indiana había fallado cuatro veces en su intento por estar en la final de la NBA, pero esta vez liderados por la inspiración del escolta Reggie Miller lograron su objetivo al derrotar por 93-80 a los Knicks de Nueva York en el Madison Square Garden.

Miller, que reservó su muñeca mágica para el final del sexto partido, fue la gran estrella con 34 puntos para dejar a los Pacers con la primera oportunidad en su historia de conseguir el título de liga al ganar 4-2 a los Knicks en la final de la Federación Este que jugaron al mejor de siete.

Esta vez Miller se impuso en el Madison Square Garden con una actuación impecable en el cuarto periodo cuando anotó 17 puntos con cuatro triples en un espacio de seis minutos y medio.

"Había llegado el momento de abandonar algunos demonios que nos persiguieron durante mucho tiempo en el Madison Square Garden", declaró Miller. "Ahora podemos centrarnos en las Finales", indicó.

Miller, que sigue siendo el peor enemigo de los Knicks, consiguió 10 de 19 tiros de campo, incluidos 5 de 7 triples y estuvo perfecto desde la línea de personal con 9-9, capturó cinco rebotes, robó cuatro balones y sólo lo perdió una vez.

"El partido no fue ganado por el ataque sino por la defensa que hicimos durante los 48 minutos", comentó Miller. "Teníamos que ganar hoy porque no queríamos irnos a un séptimo partido", añadió.

El alero Dale Davis volvió a ser también factor decisivo para los Pacers en el apartado defensivo al conseguir 16 rebotes y nueve puntos.

"Davis hizo un trabajo excepcional debajo de los tableros y nos dio el apoyo que necesitábamos en el tercer periodo cuando los Knicks reaccionaron con fuerza", comentó Larry Bird, entrenador de los Pacers.

El alero Latrell Sprewell lideró a los Knicks con 32 puntos y el pívot Patrick Ewing anotó 18 y recogió 12 rebotes, pero no fueron suficientes para evitar una eliminación que no se esperaban, al menos en su campo del Madison Square Garden.

Los Pacers se fueron arriba con 50-41 al descanso del partido, pero los Knicks comenzaron el tercer cuarto con presión y acierto en el ataque que les permitió ponerse con ventaja de 58-57 para terminarlo con empate a 62-62.

Sprewell comenzó el cuarto con un triple para dar a Nueva York la ventaja de 65-62; sin embargo, Miller surgió con su muñeca caliente y los Pacers empezaron una racha de 10 puntos consecutivos para colocar el marcador en 72-65 y mantener la ventaja hasta el final.

El alero Jalen Rose anotó 11 puntos pero ninguno en el segundo tiempo.

Los Pacers, quienes habían ganado tres campeonatos de la Asociación Americana de Baloncesto (ABA), son el segundo equipo de la liga más antigua que llega a la final de NBA, después de los Spurs de San Antonio, que lo hicieron el año pasado y se proclamaron campeones.

El equipo de Indiana había perdido en las finales de la Federación Este en 1994 frente a los Knicks, en 1995 frente a los Magic de Orlando, en 1998 frente a los Bulls de Chicago, y el año pasado frente a los Knicks.

EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores