Batistuta sigue empujando a la Roma

El argentino anotó los dos tantos de su equipo sobre el Parma (2-1), que le permitieron permanecer en la punta y coronarse campeones de invierno. Otro argentino, Hernán Crespo, también anotó dos goles para la Lazio ante Lecce (3-2).

04 de Febrero de 2001 | 16:10 | Ansa
ROMA.- Con dos goles cada uno, todos de impecable factura, los argentinos Gabriel Batistuta, de la Roma (líder al cabo de la primera rueda con puntaje récord), y Hernán Crespo, del campeón Lazio, volvieron a convertirse hoy en protagonistas centrales en la 17a fecha de la Liga Italiana, donde el chileno Marcelo Salas terminó sin goles.

Batistuta anotó hoy los dos goles que permitieron a Roma ganar 2-1 en campo de Parma y alcanzó al ucraniano Andrei Schevchenko (Milan) como líder de goleo, con 13 tantos, mientras que Crespo también marcó un doblete en el triunfo de Lazio 3-2 ante Lecce y los sigue con 11.

Cuando su equipo perdía 1-0 (Marco Di Vaio a los 35') y parecía imposible vulnerar la valla de Gianluigi Buffon, Batistuta anotó el empate a los 74' con un balón colocado con maestría por su compatriota Walter Samuel y después a los 83' con un espectacular remate de volea, tras pase de Aldair.

El argentino lleva ya 165 goles en Serie A y subió al noveno puesto de los goleadores históricos de la Liga de Italia.

La Roma, que a los 27' falló un penal ejecutado por Francesco Totti, jugó hoy probablemente su mejor partido en lo que va de la Liga, y además de Batistuta y Samuel (sólido y confiable) jugaron los brasileños Aldair, Antonio Carlos, Cafú (impecable segundo tiempo) y Emerson (ingresó a los 52').

Roma cerró la primera rueda como firme líder con 39 puntos, un puntaje record desde que se otorgan tres puntos por triunfo, que supera los 38 puntos de Juventus en la Liga 96-97.

Juventus (perdió el sábado 2-1 ante Atalanta) y Lazio son escoltas con 33 y luego siguen Atalanta 29 y Milan 27.

En Parma -donde debutó el técnico Renzo Ulivieri en reemplazo del renunciante Arrigo Sacchi- jugaron el argentino Matías Almeyda (salió a los 46'), el brasileño Marcio Amoroso (hasta los 61') y el colombiano Jorge Bolaño (entró a los 53').

En el estadio Olímpico, en tanto, Crespo fue el hombre clave para la victoria que relanza a Lazio: marcó dos goles, estrelló dos remates en los palos, creó por lo menos otras cuatro situaciones netas de gol y salió ovacionado del campo.

Crespo ha renacido desde que fue defenestrado el técnico sueco Sven Eriksson, quien se empeñaba en hacerlo jugar como única punta: en los últimos cuatro partidos, en los que Lazio acumuló 10 puntos, marcó 7 goles, mientras su compañero de ataque con el que se entiende a la perfección, el chileno Marcelo Salas, señaló 3.

Crespo marcó a los 41' con una impecable media vuelta y a los 65' con un toque en anticipo de gran clase, mientras que su compatriota Juan Verón, quien reapareció, señaló el tercer tanto a los 70' con un tiro desde 25 metros.

Lazio, que lució revitalizada y por momentos jugó un fútbol de alto nivel técnico, alineó también al chileno Marcelo Salas, menos brillante que en anteriores partidos, y al argentino Diego Simeone (entró a los 73' y fue amonestado), mientras Lecce, cuyos goles fueron marcados por Alessandro Conticchio (51') y Cristiano Lucarelli (78' de penal) contó todo el partido con el brasileño Juárez.

Inter, tras una semana de polémicas y escándalos y sin el uruguayo Alvaro Recoba, volvió a la victoria goleando 3-0 como visitante a Bologna, con tantos de Christian Vieri (26'), Luigi Di Biagio (61', con un espectacular cabezazo) y del yugoslavo Vladimir Jugovic (63').

Inter alineó desde el comienzo el argentino Javier Zanetti y al colombiano Iván Córdoba, reemplazado a los 46' por Bruno Cirillo, y en Bologna volvió a tener una mala actuación el atacante argentino Julio Cruz, sustituído a los 45' por Giacomo Cipriani (también jugó el brasileño Lima).

Con una mediocre actuación, Milan ganó 1-0 a Reggina, que quedó así penúltimo en la tabla de posiciones: el gol fue marcado a 79' por el brasileño Leonardo, uno de los pocos que escapó al bajo nivel del equipo rojinegro, cuyos fanáticos exhibieron carteles en contra del presidente Silvio Berlusconi.

También tuvo un buen debut en Milan el defensor central georgiano Kakha Kaladze, mientras no brillaron los brasileños Roque Junior y Serginho, quien salió a los 62' reemplazado por Francesco Coco (en Reggina jugaron el chileno Jorge Vargas, amonestado, y el brasileño Mozart, ingresado a los 84').

En la lucha por no retroceder, se destacó el triunfo 3-1 de Brescia como visitante ante Bari, cuyo arquero, el francés Jean Francois Gillet, atajó sendos penales a Dario Hubner (4') y a Andrea Pirlo 58'.

Los goles del Brescia, en el que tuvo una buena actuación el argentino Andrés Yllana (le hicieron el segundo penal) fueron señalados por el debutante albanés Inge Tare (37') y por Darío Hubner (73 y 85') y el del Bari fue obtenido con un golpe de cabeza por el marroquí Rachid Neqrouz (64').

Finalmente, Vicenza cayó en el último minuto en su cancha frente al Udinese (2-1): el danés Martín Jorgensen (13') y Massimo Margiotta (90') marcaron para los visitantes, que alinearon a los argentinos Roberto Sosa y Christian Díaz (amonestado) y al brasileño Alberto (desde los 86'), y Luca Toni para el local (43' de penal), que presentó desde los 56 minutos al brasileño Jeda.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores