NBA: Iverson hizo sufrir a los Sixers

El quinteto de Filadelfia tomó ventaja de 1-0 sobre Milwaukee Bucks en la final de la Conferencia Este de la NBA, pese a que Allen Iverson no produjo un punto en el primer cuarto. Pero el escolta resucitó en el resto del encuentro y terminó con 34 tantos.

23 de Mayo de 2001 | 09:52 | EFE
FILADELFIA.- El escolta Allen Iverson no tuvo su mejor comienzo en el primer partido de las finales de la Conferencia Este, pero reaccionó para que los Sixers de Filadelfia derrotaran 93-85 a los Bucks de Milwaukee y tomaran la ventaja de 1-0 en la serie que disputan al mejor de siete.

Iverson salió al campo todavía con las molestias de una reciente lesión en el talón del pie derecho y en los primeros minutos del juego falló sus primeros nueve tiros para terminar el primer cuarto sin encestar un solo punto.

Pero reaccionó en el segundo para ser una vez más el líder de su equipo y anotar 16 tantos, los mismos que los jugadores de los Bucks lograron anotar en igual lapso.

El escolta necesitó 35 tiros a canasta para anotar 34 puntos, pero uno de ellos, de tres puntos, encestado cuando faltaba un minuto y diez segundos para que concluyera el juego permitió a los Sixers asegurar el triunfo.

Pero si la figura de Iverson fue importante por su aportación en el campo, la defensa de los Sixers, especialmente la que el pívot Dikembe Mutombo y el alero Tyrone Hill hicieron sobre el alero Glenn Robinson, que sólo pudo anotar 15 puntos, se convirtió en otro factor decisivo.

El base Aaron McKie volvió a ser otra de las claves del triunfo de los Sixers al conseguir 23 puntos y cinco asistencias, mientras que Mutombo aportó 15 tantos y 18 rebotes.

La defensa, como había anticipado el entrenador de los Bucks, George Karl, fue decisiva en el resultado final después que los dos equipos sólo tuvieron un 40 por ciento de acierto en los tiros de campo y los Sixers se quedaron con un 69,6 desde la línea de personal, pero dominaron los rebotes 52-43.

El factor de los triples también estuvo del lado de los Sixers al conseguir 5 de 11 (45,5) por sólo 6 de 17 (35,3) para los Bucks.

Los Sixers después de haber empatado 19-19 el primer cuarto, en el segundo con el resurgir de Iverson, que sólo había conseguido dos puntos en los primeros 12 minutos, logró 14 y su equipo dominó a los Bucks en el segundo con un parcial de 32-16 para irse al descanso con la ventaja de 51-35.

Pero el ataque de los Bucks también reaccionó en el tercer cuarto con Ray Allen y el pívot Ervin Johnson, que lograron 9 y 8 puntos, respectivamente, para reducir la desventaja a siete tantos (70-63), que llegó a ser sólo de cuatro (64-60) con tres minutos por jugarse, pero de nuevo la figura de Iverson se hizo presente y aportó 10 puntos para salvar a su equipo.

Los Bucks se mantuvieron en el partido en el cuarto período, pero la diferencia de siete puntos fue siempre una barrera imposible de superar ante la gran defensa de los Sixers sin que los 31 puntos de Allen y los 20 del base Sam Cassell, con seis rebotes y siete asistencias, fuesen suficientes.

Tampoco lo fueron los 15 puntos de Robinson (7 de 22 tiros de campo) ni los 15 rebotes que aportó el pívot Ervin Johnson, que hizo un gran trabajo ante Mutombo y sigue haciendo progresos como jugador indispensable para los Bucks.

El triunfo permitió a los Sixers colocarse con la ventaja de 1-0 y esperar al segundo partido de la serie al mejor de siete que se disputará el próximo jueves en el mismo escenario del First Union Center.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores