Mosley defiende su título y va tras De La Hoya

El púgil estadounidense retuvo el cinturón welter del Consejo Mundial de Boxeo y al final apuntó que quiere enfrentar a su compatriota para dejar claro que su anterior victoria sobre "Golden Boy" no fue casualidad.

23 de Julio de 2001 | 09:56 | EFE
LAS VEGAS.- El púgil estadounidense Shane Mosley confirmó todos los pronósticos al derrotar por KO al aspirante británico Adrian Stone en el tercer asalto de la pelea en la que retuvo el título de campeón del peso welter, versión Consejo Mundial de Boxeo (CMB).

Pero la verdadera actualidad de Mosley, que realizó la tercera defensa con éxito de su título, conquistado al vencer el 17 de junio de 2000 al estadounidense de origen mexicano Oscar De La Hoya, fue su petición en público de la revancha contra el "Golden Boy".

Mosley, de 29 años, que desea continuar otros tres más en activo, confirmó que no tiene rival de calidad en su categoría y con la marca de invicto (38-0) tampoco tiene posibilidades de conseguir una bolsa millonaria que le asegure su futuro.

Desde que Mosley derrotó a De La Hoya, sus tres rivales, Shannon Taylor, el mexicano Antonio Díaz y Stone, le han durado una combinación de 14 asaltos y los tres se fueron a la lona sin poder contener los efectos demoledores de sus combinaciones de golpes con la derecha.

"Sabía que la pelea contra Stone iba a ser fácil, aunque en el boxeo nunca te puedes fiar, pero cuando lo alcancé con un directo a la cabeza en el tercer asalto vi que lo tenía listo para rematarlo y lo hice con una serie de derechas", declaró Mosley.

El campeón estadounidense admitió que ni el ambiente del Caesars Palace de Las Vegas ni la bolsa que recibió, que no fue superior al millón de dólares, le dejaron contento porque pensaba que su boxeo tiene mucha más calidad y derecho a compensación.

"Está muy claro que, al margen de la posibilidad de tratar de unificar la corona de los pesos welter, mi gran objetivo debe ser la revancha contra De La Hoya", señaló Mosley.

El campeón invicto tampoco descartó la posibilidad de enfrentarse con Vernon Forrest, el monarca de la Federación Internacional de Boxeo (FIB), que fue el último que logró ganarlo, pero en la etapa de aficionado.

"Sería una pelea interesante desde el punto de vista de reivindicar una derrota que no me gustó, pero pienso que no tendría los alicientes ni la calidad que la revancha contra De La Hoya", subrayó Mosley.

El entrenador y padre de Mosley, Jack Mosley, destacó que lo más importante para el campeón era haber demostrado de nuevo que es "auténtico" y que el triunfo que logró frente a De La Hoya no fue por simple casualidad.

"Cada vez que mi hijo sube al cuadrilátero realiza mejor boxeo, el problema es que sus rivales no pueden aguantar su ritmo y su pegada y terminan tendidos en la lona", explicó el padre de Mosley.

En cuanto a la revancha contra De La Hoya, el padre de Mosley dijo que pensaba podría darse antes que terminase el año, pero no había nada establecido.

El nuevo deseo de Mosley de enfrentarse a De La Hoya es lo que había adelantado el "Niño de Oro", que después de vencer por decisión unánime al español Javier Castillejo y proclamarse como nuevo campeón del peso súper welter, dijo que las próximas metas eran las de enfrentarse a los dos púgiles que le habían vencido.

El primero fue el puertorriqueño Félix "Tito" Trinidad y el segundo Mosley, en decisiones que no dejaron muy contento a De La Hoya porque siempre dijo que no había perdido las dos peleas.

"Estoy convencido que tanto Trinidad como Mosley al final se darán cuenta que las únicas peleas que les van a permitir ganar bolsas importantes son las de revancha que disputen conmigo", señaló De La Hoya.

El campeón estadounidense de origen mexicano no ha hecho todavía ningún comentario sobre los nuevos deseos de Mosley, pero podría esperar primero a enfrentarse a su compatriota Fernando Vargas antes de iniciar la fase de las revanchas.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores