Juez norteamericano aprueba venta de TWA a American Airlines

Operación, que involucra US$742 millones, tiene el visto bueno de los trabajadores de la compañía aérea que será absorbida, pues la compradora les mantendrá sus puestos de trabajo.

12 de Marzo de 2001 | 14:39 | EFE
NUEVA YORK.- Un juez federal dio hoy el visto bueno a la venta de la aerolínea TWA a American Airlines (AA) siguiendo las preferencias de la dirección y los trabajadores de la mítica compañía aérea cuyo nombre desaparecerá con esta decisión.

El juez Peter Walsh, de la corte de bancarrotas de la ciudad de Wilmington (estado de Delaware, EEUU), señaló que denegar la venta de la empresa a AA "podría causa el colapso de TWA con una consecuente pérdida de valor" de sus activos en general.

"Estoy convencido de que teniendo en cuenta la historia de este deudor y si esta corte denegara la venta, agregó Walsh, se podría producir un inmediato y fuerte descenso del valor del deudor con una probabilidad muy alta, si no total, de su liquidación".

La decisión del juez fue adoptada después de dos intensos días de audiencias y testimonios por parte de las compañías que habían presentado ofertas de compra de TWA, cuya administración pasó a manos judiciales para evitar las demandas de sus acreedores.

La operación requiere aún el visto bueno del departamento de Justicia de Estados Unidos para poder completarse.

American Airlines (AA), uno de los líderes el sector del transporte de viajeros de EEUU, ofreció 742 millones de dólares por Trans World Airlines (TWA) y garantizó que la mayoría de los 20.000 trabajadores de la compañía mantendrán sus puestos.

John Hotard, portavoz de AA, reconoció que si la operación se concluye, el nombre de TWA, la aerolínea comercial en activo más antigua de Estados Unidos, desaparecerá del mercado.

"Queremos que todos formen parte de una gran familia, agregó Hotard, y es mejor desde el punto de vista de los empleados y del mercado que estemos todos bajo un solo hombre".

Las dos principales ofertas por TWA las presentaron American Airlines y un grupo de financieros encabezados por Carl Icahn que fue ex presidente de TWA, y que el jueves pasado mejoró su propuesta con el objetivo de lograr el control de la aerolínea.

Este grupo de inversores, en el que participa también el banquero Brian Freeman, ofreció unos 1.100 millones de dólares por la TWA, incluyendo 750 millones para préstamos operativos y facilitar un préstamo puente hasta que la empresa pudiera vender la participación que tiene en la compañía de reservas Worldspan.

Uno de los puntos principales de la oferta de este grupo era el compromiso de mantener a TWA como una aerolínea propia, aunque exigía a cambio que los sindicatos aceptaran fuertes recortes en los beneficios que tiene los pilotos y el personal de vuelo.

American Airlines ya prestó a TWA unos 200 millones de dólares para que pudiera hacer frente a la deudas más apremiantes y prometió pagar hasta los 742 millones en metálico y hacerse cargo de toda la flota de aviones, incluidos los aparatos en "lease".

La venta de la empresa por el sistema de subasta comenzó la semana pasada cuando el grupo capitaneado por Icahn ofreció adquirirla por 650 millones de dólares y, posteriormente, mejoró la propuesta hasta superar la cifra presentada por AA.

Sin embargo, tras varios días de estudio y análisis, el Consejo de Administración de TWA y los sindicatos se inclinaron por ser vendidos a American Airlines por estimar que era la mejor solución para mantener los puestos de trabajo y la solidez financiera.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores