Piñera: Salario y empleo no se mejoran con palos ni protestas

El empresario Sebastián Piñera señaló que el gran desafío del país es generar nuevos puestos de trabajo, puesto que en la práctica hay un millón de cesantes, considerando los 500 mil, según cifras oficiales, más sus grupos familiares, y a ello hay que sumar otros 500 mil chilenos que no tienen un empleo de verdad".

02 de Mayo de 2001 | 11:28 | ORBE
SANTIAGO.- El empresario Sebastián Piñera sostuvo que los salarios y el empleo "no se van a mejorar con palos ni con protestas", sino que lo más importante es volver a desatar el proceso de crecimiento, de inversión y de creación de nuevos puestos de trabajo, al tiempo que se mostró partidario que el ingreso mínimo debe ir subiendo en forma prudente, responsable y consistente con el resto de la economía.

Dijo hoy a Radio Cooperativa que el desempleo es el gran desafío del país, puesto que en la práctica hay un millón de cesantes, considerando los 500 mil, según cifras oficiales, más sus grupos familiares y a ello hay que sumar otros 500 mil chilenos que no tienen un empleo de verdad, como los limpiadores de vidrio y los vendedores ambulantes.

A ello hay que agregar un millón de jóvenes que se van a incorporar a la fuerza de trabajo, "entonces tenemos un desafío gigantesco, el más grande que tiene la economía chilena. Tenemos que generar 200 mil empleos anuales para ganar esta pelea y resulta que el año pasado no se crearon, tal como se prometió en la campaña. Ni siquiera nos mantuvimos estables, perdimos 80 mil. En el año 2000 la economía la economía no creó ningún solo empleo".

Aseguró que el país puede hacerlo porque la economía como un todo está sana, sus bases son sólidas, "por tanto tenemos un tremendo potencial hacia delante".

Sin embargo, advirtió que las cosas no han andado bien porque la economía mundial se ha "desacelerado brutalmente", mientras que en la economía nacional hay un problema de falta de definiciones en materias fundamentales como seguridad, empleo, salud; y hay mucha confusión en las políticas públicas, como "llevar cinco años con una incertidumbre total en materia de legislación laboral y eso en tiempos modernos es un pecado".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores