CAT emplazó al Gobierno a respetar libertad sindical

Ante la Asamblea General de la Organización Internacional del Trabajo, dirigentes de la agrupación indicaron que el Estado chileno atenta contra la libertad de sindicación y de negociación colectiva, cometiendo prácticas antisindicales en gran escala.

12 de Junio de 2001 | 17:09 | ORBE
GINEBRA.- El presidente de la Central Autónoma de Trabajadores (CAT), Osvaldo Horbach, denunció que el Estado chileno no respeta la libertad sindical y no permite la libertad de asociación, si no es con control por parte de organismos del Estado, cuyas exigencias en la práctica "son imposibles de salvar".

Así lo señaló el dirigente sindical ante la 89a Asamblea General de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) que se está realizando en Ginebra, Suiza.

Agregó que el Estado de Chile atenta contra la libertad de sindicación y de negociación colectiva cometiendo prácticas antisindicales en gran escala.

Puntualizó que la multisindical, basándose en los Convenios que fueron ratificados por el Gobierno de Chile el año 1999, presentó todos los antecedentes para la obtención de la personalidad jurídica, "sin que hasta la fecha hayamos logrado una respuesta concreta y satisfactoria a esta petición".

El dirigente denunció además "la persecución inhumana que se realiza en las empresas privadas y privatizadas en Chile contra los sindicatos, particularmente en los procesos de negociación colectiva".

Ratificó que "hoy lamentamos muertes de trabajadores en las huelgas legales. La OIT debe tomar en consideración estos desgraciados hechos que se repiten dramáticamente en nuestra América. Reclamamos un mayor compromiso para que nuestros gobiernos tomen las medidas y correcciones del caso para que estos atropellos no vuelvan a suceder", puntualizó.

Respecto a la seguridad social, aclaró que "nos preocupa que en diferentes países se ha venido desarrollando el modelo chileno, que debo decirlo honestamente, no es motivo de orgullo para nosotros, ya que se ha transformado en la gran estafa para los trabajadores chilenos".

Aclaró que los trabajadores necesitan contar con una seguridad social que "proteja al trabajador y su familia. En una palabra, una seguridad social, solidaria, integral y universal".

Horbach destacó que América Latina debe luchar contra la injusticia social por cuanto es el continente más injusto del mundo.

Centró el desafío futuro en la exigencia de un trabajo y empleo digno para todos, salarios justos, seguridad social integral y solidaria, educación integral y capacitación para el trabajo, respeto a los derechos humanos y laborales, condonación de la deuda externa y el pago de la deuda social.

Añadió que "no queremos el libre comercio absoluto sin regulación de los Estados, se deben establecer controles democráticos y normas sociales, laborales, ecológicas y morales", insistiendo además que "luchamos por la democracia real, la justicia social y la solidaridad".

Ratificó el compromiso contra la creciente marginación social y la desintegración de pueblos y naciones, y por la plena vigencia de las organizaciones sindicales, sociales y políticas, y la concertación social de estados, trabajadores y empresarios.

Finalmente, el dirigente chileno llamó a la "unidad de acción de todas las organizaciones de trabajadores en el ámbito nacional, continental y mundial para la defensa de los derechos e intereses de los trabajadores por el otro mundo posible en libertad, justicia, democracia y paz".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores