Massad: Baja de tasas a 3,5% evita menor PIB e inflación en el 2001

El presidente del BC afirmó que la entidad mantiene sus proyección de un precio del cobre de US$ 0,80 a la libra para el 2001 y de US$ 0,90 para el 2002.

14 de Junio de 2001 | 11:23 | ValorFuturo
SANTIAGO.- El presidente del Banco Central, Carlos Massad, explicó hoy que el consejo de la entidad acordó rebajar la tasa de interés de política monetaria a 3,5% para evitar que el riesgo de un crecimiento económico hacia la baja se hiciera realidad en los próximos meses y que la inflación se ubicara por debajo del 3,0%.

Massad sostuvo -en el seminario "Visión Económica y Empresarial", organizado por la Universidad del Desarrollo- que cuando una economía crece menos que lo previsto, disminuyen las presiones inflacionarias, lo que da espacio a la política monetaria para ser más expansiva.

"En la actualidad, las expectativas del mercado apuntan hacia una mantención de la tasa de interés actual (3,5%) por los próximos meses. Este nivel tiene un carácter claramente expansivo. Tras la rebaja a 3,5%, las tasas largas cayeron levemente ayer miércoles, lo que indica que la política monetaria está cumpliendo su propósito", manifestó.

Insistió que en un escenario de menor crecimiento económico, de ausencia de presiones inflacionarias y con altas tasas de desempleo, "el BC tuvo que reaccionar recortando la tasa de interés en 25 puntos base".

El titular del instituto emisor agregó que para el segundo semestre, se prevé una consolidación de los indicadores de actividad y gasto, principalmente por el comportamiento favorable de los agregados monetarios y de las colocaciones.

"En estos momentos, tenemos una visión más optimista, ya que contamos con una economía ordenada, una política fiscal que se maneja por reglas, una política monetaria que se guía por metas inflacionarias y un tipo de cambio flotante que ha actuado bastante bien. Por lo tanto, están las condiciones para que, y cuando la situación internacional se afirme, nuestra economía pueda crecer a buenas tasas. Crecer a un 7,0% o más es posible, pero se requiere de un esfuerzo concertado para buscar flexibilidad en todos los ámbitos de la economía", expresó Massad.

Al analizar el comportamiento de la inflación, el personero sostuvo que en los meses venideros los precios de los combustibles y de los perecibles dejarán de afectar a esta variable, al tiempo que se espera que será leve el traspaso de la depreciación del peso a los precios internos.

Precisó que las turbulencias de la región han afectado a las monedas de la zona, entre ellas el peso, y que el éxito del "megacanje" argentino ha atenuado "sólo marginalmente esta volatilidad".

En cuanto a los commodities, Massad afirmó que el BC mantiene sus proyección de un precio del cobre de US$ 0,80 ala libra para el 2001 y de US$ 0,90 para el 2002, así como también las estimaciones para el petróleo de US$ 24 el barril para los valores futuros.

La autoridad concluyó que se espera que los programas de empleos públicos amortigüen el menor empleo estacional que se produce en los meses de invierno.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores