¿Qué observa la Fed cuando decide modificar la tasa de interés?

Analistas y expertos prevén ampliamente que el Comité de Mercado Abierto de la Fed (FOMC por sus siglas en inglés), que decide las políticas monetarias del banco central, rebajará en su reunión la tasa de fondos federales a 3,50 por ciento desde 3,75 por ciento.

21 de Agosto de 2001 | 09:33 | Reuters
NUEVA YORK.- Cuando la Reserva Federal de Estados Unidos se reúna hoy para decidir si recorta o no las tasas de interés, tendrá en sus manos pocos indicios de que la economía del país está saliendo de un período de un año de desaceleración y algunas señales de que la debilidad puede estarse propagando.

Analistas y expertos prevén ampliamente que el Comité de Mercado Abierto de la Fed (FOMC por sus siglas en inglés), que decide las políticas monetarias del banco central, rebajará en su reunión la tasa de fondos federales a 3,50 por ciento desde 3,75 por ciento.

Este recorte sería el séptimo que decreta el FOMC en lo que va del año.

A continuación algunos aspectos claves que la Fed evaluará en su reunión:

El libro beige, horizonte sombrio

Las bases para las discusiones del FOMC serán el más reciente "Libro Beige", una recopilación de las condiciones económicas en todo el país que sirve de marco de referencia para las reuniones del banco central.

El Libro Beige, divulgado el 8 de agosto, indicó que la mayoría de las regiones del país reportaron un crecimiento lento o "movimiento lateral" en las actividad económica en junio y julio.

Datos más recientes muestran crecimiento estancado

Los datos más recientes indican que el crecimiento económico se estancó en el segundo trimestre y no existen las condiciones para una recuperación fuerte en el tercer trimestre.

Sin embargo, un aspecto importante es la inflación bajo control. Las presiones en los precios están cediendo, lo que da a la Fed bastante espacio para recortar la tasas aún a fin de estimular el crecimiento.

* Las cifras del gobierno revelaron que el producto interno bruto (pib) en el segundo trimestre creció a una tasa anual de un 0,7 por ciento. Sin embargo, varios economistas prevén que esta cifra será revisada a la baja, a cero o quizás por debajo de cero.

* La economía fuera del sector agrícola perdió 42.000 empleos en julio y 93.000 en junio. La tasa de desempleo se mantuvo en un relativamente bajo 4,5 por ciento.

Las empresas estadounidenses han anunciado recortes de casi un millón de empleos en lo que va del año, según la firma Challenger, Gray & Christmas. Las predicciones de expertos del sector indican que la tasa de desempleo subirá a cerca de un 5,0 por ciento para fines del año.

* Las ventas del sector minorista comenzaron el tercer trimestre con una nota deslucida: permanecieron planas en julio.

* Los beneficios trimestrales de las empresas que pertenecen al índice Standard & Poor's 500 disminuyeron en promedio un 17 por ciento en el segundo trimestre, frente al mismo período del año anterior.

Este es el peor desempeño de las ganancias desde 1991, cuando la economía estaodounidense atravesaba por una recesión, indicó la firma de investigación de mercado Thomson/First Call.

First Call prevé actualmente que las ganancias de las empresas para el tercer trimestre disminuirán en promedio en más de un 13 por ciento, pero indicó que estas cifras probablemente serán revisadas a la baja, a alrededor de los mismos niveles del segundo trimestre.

Los beneficios de las empresas probablemente no comenzarán a mostrar una recuperación antes del primer trimestre del 2002.

* El gasto del consumidor, que representa aproximadamente dos terceras partes de la actividad económica de Estados Unidos, tal vez no esté recibiendo el impulso previsto po varios economistas de los 38.000 millones de dólares por reembolsos de impuestos que el gobierno está enviando a los contribuyentes este verano.

* La actividad manufacturera se contrajo por decimosegundo mes consecutivo en julio, en el peor año del sector desde que el país atravesó por su más reciente recesión hace una década.

* El Indice de Precios al Consumidor (IPC), la principal medida de la inflación en el país, bajó un 0,3 por ciento en julio, la mayor caída en 15 años. En términos de año sobre año el IPC subió un 2,7 por ciento.

Hay suficiente desaceleración en la economía, y la tasa de capacidad utilizada registró niveles de un 77 por ciento en julio, el más bajo desde 1983.

* El crecimiento de la productividad se ha desacelerado pero aún se encontraba en un nivel saludable, una tasa de un 2,5 por ciento en el segundo trimestre.

La tasa de crecimiento potencial a largo plazo es probablemente de un 3,5 por ciento, teniendo en cuenta el incremento en la productividad en la segunda parte de la década de 1990.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores