Se agudiza la crisis entre zapatistas y el gobierno mexicano

Mientras la guerrilla exige la liberación de un centenar de presos políticos para reanudar el diálogo; el Presidente mexicano, Vicente Fox, señaló que no seguirá conversando hasta que los guerrilleros depongan las armas

14 de Enero de 2001 | 08:30 | EFE
MEXICO.- El Presidente de México, Vicente Fox, y el líder de la guerrilla zapatista, el "subcomandante Marcos", se enzarzaron este fin de semana en una nueva "guerra de mensajes", en otro intento de reforzar sus posiciones en el preámbulo de un probable diálogo de paz.

La guerrilla ha exigido como requisito para comenzar una negociación la liberación de un centenar de presos políticos, la retirada de bases militares de las comunidades indígenas de influencia zapatista y la aprobación de un proyecto de ley de reforma a la Constitución sobre derechos indígenas.

Fox manifestó, en su habitual mensaje radiofónico de los sábados, que no tendrá ningún inconveniente en cumplir con las demandas que actualmente exige la guerrilla zapatista si esa organización depone las armas. El Presidente respondió así a un comunicado que el líder del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) hizo circular el pasado viernes, en el que acusaba al Ejecutivo de presentar como grandes propuestas supuestas concesiones.

Fox reiteró que el nuevo Gobierno está dispuesto a escuchar esas y otras demandas que surjan de las comunidades indígenas, pero el requisito es que los rebeldes dejen las armas y ayuden a construir las bases para el desarrollo de la región chiapaneca, la más pobre y atrasada del país.

En su programa radiofónico "Fox en vivo, Fox contigo", transmitido desde su rancho de San Cristóbal, Guanajuato, el presidente expresó que "en Chiapas las cosas van desarrollándose y, si dejan las armas y llegamos a acuerdos, ciertamente de nuestra parte cumpliremos íntegramente con las tres demandas de la guerrilla".

"Estamos de acuerdo y tomamos la palabra para cumplir las tres demandas del EZLN. Hay la paz, que se dejen las armas y nos vamos al debate político sobre la nación que queremos", subrayó. "Queremos integrar la visión de los indígenas, dar la autonomía, respetar la dignidad y apoyar a nuestros hermanos indígenas. Lo queremos hacer ya, cuanto antes, lo estamos haciendo en todo el país y queremos hacerlo abiertamente en Chiapas", puntualizó Fox.

Simultáneamente, "Marcos" informó de que para recibir a la delegación insurgente que tiene previsto llegar a la capital mexicana el 6 de marzo se han confirmado hasta ahora delegaciones de Italia, Estados Unidos, Suiza, Argentina, Francia y España. Afirmó, mediante dos nuevos comunicados, que tras su anuncio de que viajará por diez estados con la cúpula del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) hasta Ciudad de México, ha recibido innumerables invitaciones a todo tipo de actividades.

"Marcos" y su delegación tienen programado salir de su campamento el 25 de febrero, y durante el peregrinaje pretenden participar en actos públicos, como el III Congreso Nacional Indígena que se celebrará los primeros días de marzo en Paracho, en el estado mexicano de Michoacán.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores