Castro pronostica derrotas gigantescas de imperialismo

Fidel Castro aseguró a sus archirrivales del "imperialismo" que les esperan otros fracasos, como aquel de 1961, y solo obtendrán triunfos "pírricos" frente a Cuba. La próxima "batalla" sera en la Comisión de Derechos Humanos de Naciones Unidas, tras un moción de censura presentada por la República Checa.

31 de Marzo de 2001 | 15:22 | AP
LA HABANA.-En vísperas del 40 aniversario de la invasión de Bahía de Cochinos, el presidente Fidel Castro aseguró el sábado que a sus archirrivales del "imperialismo" les esperan otros fracasos, como aquel de 1961, y solo obtendrán triunfos "pírricos" frente a Cuba.

La próxima "batalla" sería en la Comisión de Derechos Humanos de Naciones Unidas, en Ginebra.La comisión, que sesiona desde el lunes, votaría en la semana del 19 de abril una moción de censura a Cuba por sus violaciones a los derechos humanos, propuesta por la República Checa con el apoyo de Estados Unidos.

El año pasado, los checos lograron la aprobación de una censura similar a Cuba. La fecha de la votación en Ginebra coincide con el 40 aniversario de la acción de Bahía de Cochinos, aquella invasión al suroriente de la isla, protagonizada del 17 al 19 de abril de 1961 por unos 1.500 cubanos anticastristas, armados y entrenados por la Agencia Central de Inteligencia (CIA) de los Estados Unidos para derrocar al gobierno de Castro.

En uno de los mayores fiascos de la CIA, los invasores fueron derrotados después de tres días de combates y capturados en su mayoría por las fuerzas castristas en Playa Girón, una lengüeta de arena en la bahía.

"Tardaremos años, tal vez unos cuantos, pero seguirán sufriendo derrota tras derrota y no tendrán victoria alguna que no sea pírrica", dijo Castro en un discurso frente a unas 200.000 personas en una localidad del oeste capitalino.

"A solo 19 días del 40 aniversario de aquella inolvidable batalla en que supimos defender la independencia de nuestra patria... en la batalla de ideas, nos atrevemos a pronosticar que a los imperialistas solo un gigantesco Girón los espera", añadió.

"¿Este es el pueblo esclavizado cuyos derechos humanos reclama en Ginebra el imperio democrático de Estados Unidos?", preguntó Castro. La muchedumbre respondió agitando banderas cubanas y otras blancas, en medio de vivas a Castro y repitiendo: "Fidel, a los yankees dales duro".

Leyendo con espejuelos su discurso de unos 20 minutos, agregó que Estados Unidos difundía sus "cínicas mentiras" sobre la isla, ahora "con mas furor que nunca, apenas tres meses después de que se protagonizara el fraude electoral y el robo mas escandaloso del codiciado trono presidencial cometido jamás en ese país".

Cuba, dijo, tiene una "moral a la altura de las estrellas" y hará "trizas sus cínicas e hipócritas mentiras"."Nada ni nadie podrá detener nuestro destino, ni mediante las armas... ni el engaño", aseguró Castro, que hace cuatro décadas ratificó el carácter socialista de la revolución cubana.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores