Estudiantes estadounidenses de Medicina llegan a Cuba

De esta manera se materializó la propuesta presentada por el Presidente Fidel Castro en junio pasado a una delegación de legisladores de raza negra del congreso de Estados Unidos, que visitó la isla.

04 de Abril de 2001 | 18:30 | AP
LA HABANA.- Uno tras otro se escucharon los himnos de Cuba y Estados Unidos, y una bandera de barras y estrellas ondea en la Escuela Latinoamérica de Medicina de La Habana, donde llegaron este miércoles un primer grupo de ocho estudiantes norteamericanos.

El arribo del grupo es la materialización de una propuesta presentada por el Presidente Fidel Castro en junio pasado a una delegación de legisladores de raza negra del congreso de Estados Unidos, que visitó la isla.

Castro ofreció entonces becas para 500 norteamericanos de pocos recursos para que estudiaran en la Escuela Latinoamericana de Medicina, donde ya están casi 4.000 alumnos de 24 distintas naciones de América Latina, el Caribe y Africa.

"Este es el modesto inicio de esta idea revolucionaria y visionaria" de Castro, dijo el reverendo Lucius Walker, del organismo no gubernamental norteamericano Pastores por la Paz, que ha organizado el grupo de estudiantes.

"Estamos seguros que ustedes (Cuba) van a abrir sus brazos y recibirlos como sus hijos", agregó Walker en un breve discurso en el auditorio de la Escuela Latinoamericana, donde se dio la bienvenida a los nuevos estudiantes, ocho muchachas y dos hombres, tocando los himnos de Cuba, primero, y de Estados Unidos después.

Poco antes y a la entrada de la Escuela, un grupo de seis alumnos de Guatemala, Costa Rica, Nigeria, Chile, República Dominicana y Brasil izaron la bandera norteamericana, que ahora ondea junto al resto de los pabellones de los países representados en el instituto.

Un corredor formado de estudiantes con batas blancas estrechó las manos de los norteamericanos a su entrada al auditorio.

"Es una de las grandes ironías de la historia, que en Cuba enseñen a estudiantes de los Estados Unidos, el país mas rico del mundo", dijo la doctora Nadia Marsh, de Harlem en Nueva York, y que acompaña la delegación de Walker.

"Es una oportunidad para de mí de estudiar medicina y hacerme una gran doctora y a la vez aprender del sistema médico cubano", dijo a la prensa Karima Mosi, de 22 años, uno de los ocho estudiantes norteamericanos.

"Tengo entendido que la escuela médica de Cuba está entre las mejores del Latinoamérica y del mundo, así que no tengo dudas sobre mi educación", agregó Mosi, de San Diego, California.

Los estudiantes norteamericanos están totalmente patrocinados por el gobierno de Cuba, y comenzarán sus estudios con un curso de español, para después cursar seis años de medicina, el primero en La Habana y el resto en distintas provincias de la isla, programa igual al que realizan el resto de los alumnos.

En sus pasaportes, los estudiantes estadounidenses tienen una visa de 30 días, prorrogable, del gobierno cubano.

Sobre dificultades para el reconocimiento de los títulos médicos en su país, Walker ha dicho que centros como la Universidad de Southern Illinois están dispuestos a cooperar para que esos estudiantes norteamericanos realicen sus residencias y aprueben los exámenes necesarios que les acrediten como doctores en Estados Unidos.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores