Bush quiere una zona de libre comercio en el continente americano

La asesora de Seguridad Nacional Condoleezza Rice agregó que Bush respaldará una declaración sobre la necesidad de cimentar la democracia, en uno de los principios del manifiesto que firmarán las 34 naciones asistentes la tercera Cumbre de las Américas, del 20 al 22 de abril

12 de Abril de 2001 | 18:36 | AP
WASHINGTON.- El Presidente George W. Bush está empeñado en crear lo antes posible una zona de libre comercio en el continente americano que abarque de Alaska a Tierra del Fuego, e insistirá en el tema cuando acuda la próxima semana a la cumbre de 34 naciones hemisférica en la ciudad canadiense de Quebec, dijo el jueves una de sus ayudantes.

La asesora de Seguridad Nacional Condoleezza Rice agregó que Bush respaldará una declaración sobre la necesidad de cimentar la democracia, en uno de los principios del manifiesto que firmarán las 34 naciones asistentes la tercera Cumbre de las Américas, del 20 al 22 de abril. Solamente Cuba estará ausente.

Los ministros de Comercio del continente establecieron las bases de la conferencia en una reunión mantenida la semana pasada en Buenos Aires, donde acordaron un calendario para establecer el Area de Libre Comercio de las Américas en diciembre del 2005.

"Esta prioridad tiene gran importancia para el Presidente, y en la cumbre podrán constatar su resoluto apoyo a esta iniciativa", dijo Rice al Consejo del Liderazgo para la Cumbre Interamericana, un grupo independiente que trata de acercar especialistas privados y los funcionarios públicos que organizan conferencias de alto nivel.

"El Presidente está decidido a lograr un área de libre comercio de las Américas que esté en condiciones de funcionar lo antes posible", agregó Rice.

Los ministros de Comercio acordaron además iniciar el 15 de mayo de 2002 las negociaciones para retirar las barreras arancelarias en la zona de libre comercio propuesta, que comprenderá un mercado de 784 millones.

Algunos participantes que asistieron al encuentro en el que habló Rice desean adelantar las fechas de 2005 y 2002.

Rice dijo que los beneficios del libre comercio en el hemisferio deberían ser utilizados como base para ampliar la cooperación en otras áreas como la energía, protección del medio ambiente y normas laborales.

"A medida que avanzamos en el terreno comercial, debemos considerar que muchos de nuestros esfuerzos para mejorar la vida de las personas, para mejorar las normas laborales, para mejorar el medio ambiente, serán facilitados con una mayor prosperidad y el presidente está decidido a ello", dijo Rice.

Empero, dos de los puntos en litigio son las medidas laborales y de protección al medio ambiente.

El gobierno de Bush indicó claramente que no desea que las cláusulas laborales y del medio ambiente sean una excusa para mantener cerrados los mercados estadounidenses a los productos de aquellos países con normas mínimas en la protección sindical y los cuidados ambientales.

Según Rice, Bush comprende además que en muchas partes del hemisferio la democracia es una flor delicada.

"El Presidente cree que la cumbre puede acelerar el temario de ayudar a las naciones a consolidar las instituciones democráticas, elemento crítico para afianzar la confianza pública", dijo Rice.

La asesora de Seguridad Nacional indicó que debido a ello, Bush es partidario de resaltar el cometido de la Organización de Estados Americanos para consolidar las reformas democráticas, garantizar la limpieza electoral, la resolución de los conflictos y el respaldo de los derechos humanos.

Bush se entrevistará el martes con los dirigentes de la OEA en su sede de Washington, cercana a la Casa Blanca, dentro de sus preparativos para asistir a la cumbre de Quebec. Todas las naciones hemisféricas salvo Cuba son miembros de la OEA.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores