Partidos italianos intentan captar indecisos último día campaña

El líder de la derecha, Silvio Berlusconi, y su adversario de centro-izquierda, el ex alcalde de Roma Francesco Rutelli, ofrecerán esta noche sus últimos mítines en Roma y Nápoles respectivamente.

11 de Mayo de 2001 | 08:02 | Reuters
ROMA (Reuters) - Los dos bloques políticos rivales que aspiran al poder en Italia iniciaron hoy la recta final antes de las elecciones legislativas del domingo esforzándose unos y otros en convencer a los indecisos, antes de que la campaña ponga su punto y final esta medianoche.

El líder de la derecha, Silvio Berlusconi, y su adversario de centro-izquierda, el ex alcalde de Roma Francesco Rutelli, ofrecerán esta noche sus últimos mítines en Roma y Nápoles respectivamente.

Berlusconi concederá además una entrevista a la televisión que será retransmitida en una pantalla gigante situada en la Plaza de Roma, donde realizará su primera aparición pública tras su último mitin ofrecido el pasado sábado en Gallipolli.

Aunque los últimos sondeos -publicados dos semanas antes de las elecciones- dan cuatro puntos de ventaja a la derecha, el sentimiento dominante, a dos días de los comicios, es la de un resultado mucho más reñido que lo previsto en un principio.

La perspectiva de una situación de bloqueo es la más temida por los medios financieros, ya que, para poder gobernar, una coalición debe obtener la mayoría en las dos cámaras del parlamento, ya que debe lograr la confianza en ambas.

Según los economistas, la Bolsa de Milán podría caer y los rendimientos de las obligaciones subir si ningún bloque obtiene una victoria clara.

En ese caso, reaparecería la perspectiva de nuevas elecciones el próximo año, y la precariedad del sistema político italiano se confirmaría por enésima vez.

El gobierno que salga de las urnas será de hecho el número 59 de la posguerra.

DIVERGENCIAS SOBRE MEDIO AMBIENTE

En los últimos días de campaña, el debate, inicialmente centrado en los problemas domésticos de la península -bajadas de impuestos, lucha contra la inseguridad y la inmigración clandestina- se ha orientado hacia cuestiones de política exterior y principalmente europeas.

Los dos bloques se proclaman europeístas, pero Berlusconi ha expresado su preocupación por la concentración de los poderes en Bruselas.

Algunos, en su entorno, piensan que la ampliación de la UE se llevará a cabo a expensas de las regiones más pobres de Italia, que se han beneficiado de importantes subvenciones que podrían dirigirse hacia los nuevos países miembros del Este de Europa.

Berlusconi expresó el jueves en una entrevista a Reuters su deseo de acercar Italia a Estados Unidos, ahora que la Casa Blanca tiene al frente a un conservador. En la izquierda, Francesco Rutelli defiende el balance europeísta de tres gobiernos de centro-izquierda que se han sucedido al frente de Italia desde 1996.

Destaca asimismo que han logrado controlar el déficit presupuestario para Italia haya podido formar parte del pelotón de países miembros de la zona euro.

Rutelli, ex miembro de los Verdes, subraya igualmente la actitud ecológica de su coalición, que respalda el protocolo de Kioto de reducción de los gases que causan el efecto invernadero, mientras que Berlusconi considera que George W. Bush tiene razones para oponerse a este acuerdo.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores