Nueve guerrilleros muertos y 16 capturados en operación militar en Colombia

Las acciones militares -que prosiguen en la zona- completaban más de 16 horas, y en ellas participaban unos 2.000 hombres del Ejército, con apoyo de la Fuerza Aérea (FAC) y la Armada Nacional (marina de guerra).

23 de Mayo de 2001 | 20:23 | AFP
BOGOTA.- Nueve guerrilleros izquierdistas colombianos murieron y 16 más fueron capturados este miércoles, en un enfrentamiento con el Ejército en el sitio Tablón de Gómez, departamento de Nariño (sur), durante el cual se logró, además, el rescate de 13 personas que habían sido secuestradas, y el desmantelamiento de un complejo cocaínero, informó un vocero militar.

El general Fernando Tapias, comandante de las Fuerzas Militares, precisó a periodistas que la operación tenía como objeto acabar con un asentamiento de la guerrilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC, marxistas) en donde funcionaba un emporio dedicado a la producción de cocaína.

Según el oficial, las acciones militares -que prosiguen en la zona- completaban más de 16 horas, y en ellas participaban unos 2.000 hombres del Ejército, con apoyo de la Fuerza Aérea (FAC) y la Armada Nacional (marina de guerra).

"En la operación fueron muertos 9 guerrilleros, cinco de ellos de las FARC y cuatro del Ejército de Liberación Nacional (ELN, guevarista), se capturaron 16 personas entre narcotraficantes y guerrilleros, y se incautaron 15 fusiles, 154 kilos de cocaína y dinero en efectivo", indicó Tapias.

Agregó que también fueron decomisados numerosos elementos para la elaboración de drogas ilícitas, y que en la zona "se detectaron entre 15 y 20 mil hectáreas sembradas de coca, una de las mayores concentraciones de ese cultivo existentes en el país".

Las FARC, la principal guerrilla colombiana, con unos 16.500 efectivos, lleva a cabo desde enero de 1999 un proceso de paz con el gobierno del Presidente Andrés Pastrana, en una zona desmilitarizada de 42.000 Km2 al sur del país.

Las autoridades militares han acusado a las FARC de narcotraficantes, pero los rebeldes siempre han rechazado ese calificativo, explicando que lo único que hacen es cobrar un impuesto a quienes se encuentran involucrados en ese delito.

Por su parte, el ELN, la segunda guerrilla del país, que cuenta en sus filas con unos 4.500 hombres, congeló desde el pasado 19 de abril los contactos que llevaba a cabo con el Gobierno, para iniciar un proceso de negociación de paz en una zona a desmilitarizar en el norte colombiano.

Los insurgentes alegan que Pastrana no ha cumplido con un compromiso hecho hace más de un año de desmilitarizar dos municipios del departamento de Bolívar (norte) para realizar allí las gestiones de paz, y que tampoco combate eficazmente a los paramilitares de extrema derecha, sus enemigos acérrimos.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores