ETA asesina a director financiero de periódico vasco

Santiago Oleaga Elejabarrieta, de 54 años, murió al instante tras ser alcanzado por tres balas hacia las 08H30 locales (06H30 GMT) en el estacionamiento del hospital Matía, en el barrio de El Antiguo de San Sebastián.

24 de Mayo de 2001 | 08:22 | AFP
SAN SEBASTIAN.- La organización armada vasca ETA amplió su campo de acción al asesinar este jueves al director financiero de un periódico vasco, un día después de un atentado fallido contra un vigilante de la universidad regional.

Después de haber matado o herido a varios periodistas en los últimos meses, ETA abatió este jueves a balazos al director financiero de El Diario Vasco en San Sebastián, capital de la provincia vasca de Guipúzcoa (norte).

Santiago Oleaga Elejabarrieta, de 54 años, murió al instante tras ser alcanzado por tres balas hacia las 08H30 locales (06H30 GMT) en el estacionamiento del hospital Matía, en el barrio de El Antiguo de San Sebastián.

Un hora más tarde, un coche estalló en el barrio de Intxaurrondo, en el otro extremo de la ciudad.

Según la policía, se trata del vehículo empleado por los asesinos que de esta forma trataron de borrar las huellas del crimen, tal y como normalmente actúan los miembros de ETA.

Empleado desde hace 25 años en El Diario Vasco, Santiago Oleaga, padre de dos hijos, es la octava víctima atribuida a ETA desde que comenzó el año y la trigésimoprimera desde que rompió efectivamente su tregua en enero de 2000.

Oleaga es el primer trabajador no periodista de un medio de comunicación contra quien atenta ETA.

El Diario Vasco pertenece al Grupo Correo, un grupo de comunicación de envergadura nacional, sin carácter nacionalista, que en numerosas ocasiones fue objeto de atentados fallidos de ETA.

El miércoles, confirmando la ampliación del campo de acción de ETA, una bomba fue depositada bajo el asiento del coche de un vigilante de la Universidad del País Vasco (UPV) de Bilbao.

El sistema de activación no funcionó, a pesar de que el coche recorrió una decena de kilómetros.

La UPV es uno de los feudos de los jóvenes independentistas vascos que respaldan la lucha de ETA y varios profesores y responsables pedagógicos fueron ya objeto de atentados.

En todo caso es la primera vez que un simple vigilante sin responsabilidad política o educativa, es objetivo directo de ETA, en lucha armada desde 1968 para conseguir la independencia de Euskal Herria, la Patria Vasca que según ellos incluye el País Vasco español, el País Vasco francés y la región española de Navarra.

Después de que durante largo tiempo ETA buscase sus víctimas entre policías y militares, desde 1995 intensificó sus atentados contra políticos no nacionalistas vascos.

Los concejales del Partido Popular (PP, en el gobierno en Madrid) y del Partido Socialista (PSOE), principal partido de la oposición a nivel nacional, fueron blancos predilectos de ETA, que después amplió su campo de acción a los periodistas que denunciaban la violencia política.

La extensión de la estrategia de terror de ETA coincide con el fuerte revés electoral sufrido en las elecciones autonómicas del 13 de mayo por la coalición nacionalista radical Euskal Herritarrok (EH), brazo político de ETA.

Los independentistas de EH pasaron de 14 a 7 escaños en el Parlamento vasco.

El gran vencedor de las elecciones fue el moderado Partido Nacionalista Vasco (PNV), en el poder desde la creación de la autonomía del País Vasco en 1980, que pasó de 27 a 33 escaños.

Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores