Tabacalera cree que ganará juicio de apelación por millonaria multa en EE.UU.

El vicepresidente de la firma tabacalera Philip Morris, William Ohlemeyer, se mostró confiado en que finalmente la justicia norteamericana revertirá el fallo de una corte de Los Angeles que obliga a la compañía a pagar 3 mil millones de dólares a un enfermo cuyo cáncer a los pulmones -provocado por fumar 2 cajetillas al día- se le ramificó hacia el cerebro.

07 de Junio de 2001 | 16:14 | Reuters
WASHINGTON.- La tabacalera estadounidense Philip Morris dijo este jueves que es optimista sobre la posibilidad de ganar una apelación a la sentencia dictada el miércoles por un jurado de Los Angeles, que concede a un fumador enfermo de cáncer 3.000 millones de dólares por daños.

"El jurado obviamente tenía un programa que no era el de decidir el caso sobre el que se suponía que tenía que decidir", declaró el vicepresidente de Philip Morris, William Ohlemeyer. En una entrevista con CNN, el directivo dijo que Philip Morris apelará el veredicto, que ordena el mayor castigo por daños a un solo individuo en un caso contra la industria del tabaco.

"Otros casos como éste en el que los jurados han dado un veredicto a favor de los fumadores han sido cambiados tras la apelación. Este es sólo el primer paso en lo que será un gran proceso legal", declaró Ohlemeyer.

En el jurado hubo 10 votos contra 2 a favor de conceder 3.000 millones de dólares en compensación por daños y 5,5 millones de dólares en daños compensatorios a Richard Boeken, un operador de seguros y petróleo cuyo cáncer de pulmón se ha extendido al cerebro.

Ohlemeyer afirmó que la apelación de la compañía se centraría en las instrucciones que el juez dio al jurado y si se les permitió escuchar todas las pruebas del caso. "Somos optimistas respecto a que el tribunal de apelación estará de acuerdo con nosotros en que este jurado no recibió las instrucciones correctas por parte de la ley, no se le permitió estudiar las pruebas apropiadas o, para hablar claro, sencillamente ignoró todo esto y sustituyó su juicio por el del tribunal", añadió.

Ohlemeyer afirmó que Boeken había ignorado advertencias sobre la salud al fumar dos paquetes de cigarrillos Marlboro al día durante más de 40 años. "Es imposible concluir que alguien que estaba advertido correctamente de los riesgos de fumar no realizó una elección informada sobre fumar", dijo.

Añadió que "la gente obviamente tiene unas ideas muy firmes" sobre el tabaco, pero afirmó que Philip Morris se estaba esforzando mucho para ser un fabricante responsable de tabaco, incluyendo advertencias sobre salud en los paquetes y haciendo todo lo que podía para reducir los riesgos relacionados con el hábito de fumar.

En una entrevista con un programa de la cadena de televisión NBC de Estados Unidos, Boeken dijo que le había sorprendido la cifra que le había concedido el jurado. "En realidad, casi me caigo de la silla", dijo. Añadió que el jurado había mandado un mensaje tan firme porque Philip Morris es "culpable de fraude, negligencia y encubrimiento. El jurado quería que se dieran cuenta".

Cuando en otro programa de la cadena CBS se le preguntó cómo era posible que no supiera que fumar era peligroso, Boeken contestó: "Siempre creí mucho en las grandes empresas (...) Creía lo que decían. Creí cuando decían que (el tabaco) no creaba adicción y que (...) no está probado que sea dañino para la salud. Llámeme iluso pero (...) lo creí", dijo.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores