Accidente del Concorde fue por estallido de neumático

El vuelo AFR 4590 se precipitó sobre un hotel del pueblo de Gonesse, en las afueras de París, minutos después de haber despegado del aeropuerto Charles de Gaulle el 25 de julio del 2000.

23 de Julio de 2001 | 12:59 | Reuters
PARIS.- Casi un año después que un avión Concorde de Air France cayó envuelto en llamas en las afueras de París, los investigadores del accidente confirmaron el lunes su teoría inicial de que el desastre aéreo fue causado por el simple estallido de un neumático.

El informe provisional de la Oficina Francesa de Investigación de Accidentes (BEA) rechazó las recientes especulaciones acerca de que la sobrecarga o el mantenimiento ineficiente de Air France podría haber influido en la tragedia.

"Ningún elemento en esta etapa de la investigación contradice el siguiente escenario de los hechos", dijo el informe y subrayó los hallazgos originales de la BEA, que decían que un neumático del Concorde había explotado tras pisar un trozo de metal en la pista.

Los restos del neumático y sus partes de metal volaron luego hasta los tanques de combustible de un ala, que posteriormente se rompieron, provocando un devastador incendio.

El vuelo AFR 4590 se precipitó sobre un hotel del pueblo de Gonesse, en las afueras de París, minutos después de haber despegado del aeropuerto Charles de Gaulle el 25 de julio del 2000.

Los 109 pasajeros a bordo y cuatro personas en tierra perecieron en el siniestro.

La BEA dijo que estaba "concluyendo su investigación" y que estaría lista en "los próximos meses".

Agregó que el único elemento del accidente que aún no se comprendía de forma plena era la dinámica de cómo estalló el tanque de combustible.

La BEA dijo también que estaba realizando un completo análisis sobre los elementos que provocaron el incendio y señaló que pronto daría a conocer los resultados.

Las autoridades de seguridad aérea retiraron de servicio a todos los Concorde de Air France y de British Airways poco después del accidente en Gonesse.

En la actualidad, los ingenieros están abocados a las tareas de diseñar neumáticos más resistentes y a fortalecer los revestimientos del tanque de combustible.

La semana pasada, un Concorde de British Airways realizó el primer vuelo de prueba con un nuevo revestimiento en el tanque de combustible y ambas aerolíneas dicen que esperan poder reanudar los servicios supersónicos transatlánticos antes de fines del 2001.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores