Los polacos comprarán gas noruego por 11.000 millones de dólares

Ese importantísimo contrato será firmado apenas 20 días antes de las elecciones parlamentarias en las que, según todos los sondeos, triunfarán los ex comunistas de la Alianza de la Izquierda Democrática

03 de Agosto de 2001 | 08:05 | EFE




VARSOVIA.- Polonia tiene la intención de firmar un contrato para comprar gas natural a Noruega por un valor de 11.000 millones de dólares, según informa hoy viernes el suplemento económico del diario "Rzeczpospolita".

El rotativo indica que "ese importantísimo contrato será firmado apenas 20 días antes de las elecciones parlamentarias en las que, según todos los sondeos, triunfarán los ex comunistas de la Alianza de la Izquierda Democrática" frente al actual Gobierno.

Esa circunstancia no parece preocupar a los negociadores polacos que aseguran no oficialmente que el acuerdo final ya está muy cerca y el contrato será firmado el 3 de septiembre por el todavía Primer Ministro, Jerzy Buzek.

No todos se creen esas afirmaciones, porque con anterioridad ya se anunció que la firma del contrato tendría lugar en abril, luego en mayo y más tarde en junio.

El contrato que se gestiona prevé, según la prensa local, que Polonia compre durante dos decenios 5.000 millones de metros cúbicos de gas noruego al año.

Para realizar los suministros, que podrían empezar en el año 2007, la parte noruega tendría que conectar su gasoducto con el sistema de transporte de gas por tuberías que unirá próximamente a Dinamarca con Polonia.

Desde 1990 la parte polaca se esforzó por conseguir la diversificación de las importaciones de gas natural mediante la firma de un contrato con algún productor y proveedor importante, como Noruega.

Se trataba de reducir la dependencia de los suministros de gas natural ruso que actualmente constituyen el 90 por ciento de los 11.000 millones de metros cúbicos de gas que consume Polonia al año.

Sin embargo, el acuerdo con Noruega no ha sido fácil, porque ese país exigió que Polonia garantizase que la empresa polaca que actuaría como compradora del gas, Minería Polaca del Petróleo y el Gas, estaría en condiciones de pagar por el combustible pedido, aunque no lo importase.

Las negociaciones tuvieron dificultades también por las declaraciones que hizo hace un mes el presidente de los ex comunistas, Leszek Miller, quien dijo que "el contrato con Noruega, será denegado si no responde a los intereses polacos".

Los ex comunistas señalaron que se sienten autorizados a deshacer contratos -si alcanzan
el poder en las elecciones-, porque el actual equipo, cuando llegó al Gobierno, desbarató el acuerdo que firmó el ejecutivo anterior con Israel para la compra de misiles antitanque.

"Además, el gas que ofrecen los noruegos es un 30 por ciento más caro que el que importamos ahora y, como si eso fuera poco, no lo necesitamos porque tenemos gas de sobra", concluyó Miller.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores