Arnold Schwarzenegger manda ejecutar a convicto

"Nada en sus declaraciones ni registro me convencen de que el asesino no supiera lo que estaba haciendo cuando mató a esas dos mujeres", afirmó el gobernador de California.

SAN FRANCISCO.- Donald Beardslee, el asesino convicto de dos mujeres, fue ejecutado hoy en California después de que el gobernador de ese Estado norteamericano, el actor Arnold Schwarzenegger, afirmara que Beardslee "no merece piedad".

El hombre, de 61 años, fue ejecutado hoy en la prisión de San Quentin luego de pasar más de 21 años esperando la aplicación de la pena. Se trata de la primera ejecución en California en tres años y la undécima desde que ese Estado volvió a instaurar la pena de muerte en 1978.

Unos 300 opositores a la pena máxima protestaron afuera de la prisión mientras Beardslee recibía una inyección con un cóctel mortal de drogas.

El convicto mató a dos mujeres en compañía de dos cómplices en 1981, aparentemente por venganza por un mal negocio de drogas. En ese momento, se encontraba en libertad condicional tras cumplir siete de 18 años de condena. El homicida confesó el doble crimen poco después de ser arrestado.

Sus abogados sostenían que merecía clemencia por su incapacidad mental para distinguir el bien del mal y porque, durante el tiempo que pasó en prisión, había tenido una conducta ejemplar.

Sin embargo, Schwarzenegger eliminó toda esperanza de que la ejecución fuera suspendida al afirmar que no se sentía "movido a la compasión".

"Nada en su petición ni en el registro de su caso me convence de que no entendía la gravedad de sus acciones o que esos atroces crímenes estaban mal", dijo Schwarzenegger en una declaración. "No creo que la evidencia presentada justifique el ejercicio de clemencia en este caso", enfatizó.
Miércoles, 19 de Enero de 2005, 17:17
Recomienda esta noticia a tus amigos.
Comentarios mejor valorados en Internacional
Buscar...
Mas Vistas
Buscador EmolValor FuturoFaroxGuioteca.comAutolocal.clMimix.clAdxion