Presidente sudanés responde a la CPI y expulsa a diez agencias humanitarias

Omar Hasan al Bashir argumentó que las organizaciones fueron expulsadas "tras observar actividades que actúan en contradicción con todas las leyes y normas".

JARTUM.- El Presidente sudanés, Omar Hasan al Bashir, anunció hoy que diez agencias internacionales fueron expulsadas del país, en su primera respuesta pública a la orden de arresto en su contra de la Corte Penal Internacional (CPI) por cargos de crímenes de guerra.


Una fuente del sector de ayuda humanitaria dijo más tarde que el Gobierno planea expulsar a otras tres agencias, y que se teme más órdenes de ese estilo.


La fuente añadió que una de las organizaciones expulsadas podría ser la francesa Médicos Sin Fronteras.


Entre las agencias expulsadas estaban las británicas Oxfam y Save The Children; Care, CHF y el Comité Internacional de Rescate, con sede en Estados Unidos, al igual que Médicos Sin Fronteras de Holanda y el Consejo Noruego para Refugiados.


La orden de arresto emitida ayer por atrocidades cometidas en la región occidental sudanesa de Darfur, es la primera contra un Jefe de Estado en ejercicio por parte de la CPI, con sede en La Haya.


Bashir respondió desafiante, acusando a las agencias de ayuda de quebrantar la ley y diciendo que el Gobierno enfrentará cualquier intento por desestabilizar al país.


"Actuaremos con responsabilidad y decisión contra cualquiera que intente atacar la estabilidad y seguridad del país", declaró Bashir en un encuentro de altos cargos en respuesta a la orden de arresto.


"Hemos expulsado a diez organizaciones extranjeras (...) tras observar actividades que actúan en contradicción con todas las leyes y normas", declaró.


El Presidente dijo que el tribunal era una herramienta colonialista que tenía como blanco a Darfur por su petróleo, gas natural y otros recursos.


"Nos hemos negado a arrodillarnos ante el colonialismo, por eso Sudán es un blanco (...) porque sólo nos arrodillamos ante Dios", dijo el Mandatario ante una multitud fuera del Palacio Presidencial.


Devastador impacto


Funcionarios de la ONU, hablando bajo condición de anonimato, dijeron que la expulsión podría tener un devastador impacto en Darfur, añadiendo que las fuerzas de seguridad sudanesas habían comenzado a llevarse computadores y otros elementos de las oficinas de las agencias en Jartum y Darfur.


El Gobierno también cerró dos agencias sudanesas, a las que acusó de cooperar con el Tribunal Internacional.


"Esto va a tener un devastador impacto en el trabajo humanitario en Darfur", dijo un funcionario de la ONU, añadiendo que otras autoridades aún esperaban poder persuadir a Jartum de cambiar su decisión.

REUTERS
Jueves, 5 de Marzo de 2009, 11:15
Recomienda esta noticia a tus amigos.
Comentarios mejor valorados en Internacional
Buscar...
Mas Vistas
Buscador EmolValor FuturoFaroxGuioteca.comAutolocal.clMimix.clAdxion