"Lobos solitarios" se convierten en la gran amenaza terrorista para Occidente

Especialistas en política internacional explican lo complejo que será para los servicios de inteligencia el poder detectarlos.

SANTIAGO.- El atentado ocurrido el pasado lunes 15 de abril durante la maratón de Boston, donde fallecieron tres personas y 282 resultaron heridas, levantó una serie de incógnitas respecto a las nuevas formas de terrorismo que amenazan tanto a Estados Unidos como a las demás potencias occidentales.

A diferencia de los ataques perpetrados por la red de Al Qaeda, el 11 de septiembre de 2011, en donde había un grupo organizado y con adoctrinamiento militar, lo sucedido la semana puso en evidencia el peligro que representan los denominados "lobos solitarios", aquellos sujetos que no responden a una estructura y que actúan en base a sus propias convicciones.

El analista internacional Guillermo Holzmann considera que este tipo de ataques "definitivamente constituye un nuevo escenario" en la lucha contra el terrorismo, ya que para Estados Unidos y Europa, que son donde se ubican los blancos más evidentes en lo inmediato, se transforma en una situación muy difícil de poder identificar y anticipar".

"Se trata de una situación completamente nueva, (...) que genera un escenario distinto del punto de vista de esta guerra asimétrica contra el terrorismo, y crea además una incertidumbre y una preocupación en todos los países dado que sus blancos van orientados a atacar toda expresión de capitalismo o aquello que, en su perspectiva, represente a los enemigos del Islam", dice el experto.

En esa línea, añade que esta forma de ataque es casi imposible de anticipar y generan mucho más temor, independiente de que su daño sea más acotado o más focalizado. "Con el solo hecho que las bombas sean caseras buscan más bien un impacto mediático que una cantidad altas de muertos (...) ya que aprovechan la cobertura de eventos como el de Boston, donde hay muchas cámaras y donde en la práctica el daño es replicado por todos los medios de comunicación a nivel mundial", señala.

Una opinión similar manifiesta el investigador del Centro de Estudios Árabes de la Universidad de Chile, Eugenio Chahuán, quien cree que "el efecto de terror y la acción de generar alerta en la población es prácticamente la misma que un ataque con aviones".

Si bien las investigaciones del FBI y la CIA no han establecido que los hermanos Tsarnaev hayan tenido vínculos con células terroristas, sí se ha señalado que la motivación de ambos para perpetrar el atentado habría sido la incursión de Estados Unidos en Irak y Afganistán.

"Se trata de gente que se siente identificada con un discurso de un líder islamista y que de cierta manera hace una acción y la atribuye a esta línea. Pero ese sentido de pertenencia es más bien de carácter simbólico y no se trata de una estructura militar con células que estén esperando la oportunidad de atacar", afirma Chahuán.

En tanto, el docente del área de Estudios Estratégicos de la Academia de Guerra, comandante Germán Villarroel, sostiene que este tipo de ataques calza mucho más con el concepto de "Cuarta Generación" que es cuando el Estado pierde el monopolio de la guerra o la fuerza y se enfrenta contra individuos que no están organizados.

¿Quiénes son estos sujetos?

Los especialistas coinciden en que la red terrorista que fue liderada por Osama bin Laden, se ha transformado en la "célula madre" o fuente de inspiración para grupos más pequeños o personas independientes que quieren llegar a concretar un ataque.

Sin embargo, resulta muy complejo realizar un perfil sobre estos sujetos, ya que "como son individuos, los sistemas de seguridad tienen un trabajo enorme para poder identificar dónde se hace el adoctrinamiento", dice Holzmann.


Para el analista internacional, las situaciones que probablemente influyen en esos individuos son de carácter psicológico y de extremismo religioso, que hacen que se autoconvenzan de que tienen una misión en la vida o de que deben salvar al mundo.

Respecto a este punto, Chahuán recuerda una frase del cientista político francés François Burgat, respecto a lo que él denomina la 'Generación de Al Qaeda', y que en definitiva son sujetos marcados por los últimos sucesos históricos y las manifestaciones regionales y que "de una u otra manera se han ido radicalizando, no solamente su discurso, sino que también su accionar y muchos de ellos han recurrido a la violencia y a los actos terroristas para expresar su posición".

Por su parte, Villarroel repara en que si bien Al Qaeda sigue siendo el grupo terrorista  más importante, no todos los ataques tienen su origen en el mundo musulmán.

"Cualquier forma de radicalismo influye o detona acciones terroristas. Cualquier radicalismo es negativo a mi juicio, no solamente el Islam. Desgraciadamente para el Islam, los grupos radicales se han hecho famosos o de alguna manera han estigmatizado al mundo islámico y eso ha sido súper injusto. Ahí está la diferencia de ser islámico, que profesa el islamismo sin ningún problema y ser islamista, que es el más radical", puntualiza.

Por Alfonso González y Ramón Jara, Emol
Domingo, 28 de Abril de 2013, 17:18
Recomienda esta noticia a tus amigos.
Emol en facebook
img
conectar
Vincula a emol.com con tu cuenta de Facebook para que veas qué noticias leen tus amigos.
Emol en facebook
¿Deseas activar la funcionalidad de compartir automáticamente las noticias que lees en tu biografía (timeline) de Facebook?

Posteriomente, si quieres desactivar esta funcionalidad, haz click en "Desactivar".

Haciendo click en "Actividades recientes", podrás revisar tu navegación y eliminar artículos de tu biografía.
Emol en facebook
Felicidades! ya estas usando Emol Social.

Ya está activa la funcionalidad de compartir automáticamente las noticias que lees en tu biografía (timeline) de Facebook.

Si quieres desactivar esta funcionalidad, haz click en "Desactivar".
Comentarios mejor valorados en Internacional
Buscar...
Mas Vistas
Buscador EmolValor FuturoFaroxGuioteca.comAutolocal.clMimix.clAdxion