Matías Balmaceda, el abogado que acusó a Cavada: "Condenar a un personaje público no es fácil"

Especializado en juicios de famosos, dice no darle importancia al monto de indemnización que se le ordene pagar mañana al periodista, porque ya se cumplió el objetivo de hacer justicia.

SANTIAGO.- El abogado Matías Balmaceda es un rostro conocido en los medios. Se ha especializado, por decirlo de alguna manera, en defender y querellarse contra famosos.

Su cliente más conocido fue Jorge Lavandero, de quien se distanció públicamente por aceptar el juicio abreviado que, finalmente, terminó con el ex senador como culpable y, a la larga, privado de libertad por abusos sexuales.

Estas semanas ha vuelto a protagonizar titulares por lograr como abogado querellante, junto al fiscal Felipe Sepúlveda, que un tribunal declarara culpable al periodista Rafael Cavada por agredir a tres personas en estado de ebriedad.

Mañana, a las 13:00 horas, se conocerá la pena que deberá cumplir el corresponsal de guerra y el monto indemnizatorio a pagar por los daños causados. Balmaceda, quien se desempeña en el estudio BCP Abogados, habla con Emol acerca de sus expectativas de esta resolución y de los pormenores de someter a los  famosos a la Justicia.

A un día de conocerse la pena de Rafael Cavada, ¿qué espera del tribunal?
“Las expectativas son las que solicitamos (en el juicio). Que se aplique una pena de 818 días por el delito de lesiones graves en contra de Pedro Santana; de 300 por lesiones menos graves en contra de Marco Santana y una de 300 días más un año de suspensión de licencia por el delito de manejo en estado de ebriedad. Al mismo tiempo, creemos que hay antecedentes suficientes para que el tribunal no reconozca la circunstancia atenuante de irreprochable conducta anterior”.

Eso es porque Cavada fue condenado anteriormente.
“Exactamente. Es una condena del año 1999. Hubo un manejo en estado de ebriedad simple, que (por el paso del tiempo) se eliminó de sus registros. Creemos que eso no hace que él recupere su irreprochable conducta anterior. La irreprochable conducta es sólo una vez en la vida”.

¿Quedarías disconforme si mañana, como ha trascendido, se le dé pena remitida (no privativa de libertad)?
“Al contrario, la condena de pena remitida es lo que nosotros creemos que corresponde en este caso. Hay que entender que la ley 18.216 establece que a cualquier persona que le den una condena inferior a 3 años se le debe remitir la pena. El señor Rafael Cavada no es la excepción”.

Pero durante el juicio Cavada no reconoció culpabilidad. ¿No es un agravante?
“Jamás reconoció nada. Incluso durante el juicio el desconoce haber agredido a Marco Santana y Pedro Santana. Pero el tribunal, en base a todas las pruebas contundentes, dio por establecido que así fue”.

¿Qué sensación le queda tras el juicio?
“La sensación es de mucha tranquilidad y satisfacción. Esta es una causa que tomamos en forma gratuita, en donde vimos cómo Rafael Cavada tuvo durante toda la investigación una actitud bastante vanidosa, bajándole el perfil al tema. Pero demostramos acciones que son de la máxima gravedad”.

Tras conocerse la sentencia de culpabilidad, varios medios reprodujeron declaraciones en defensa de Cavada. Que paga el precio por ser conocido.. ¿Qué opina de esos juicios?
“Creo que en Chile existe un principio básico, que es la igualdad ante la ley. No tengo la duda que el señor Cavada tuvo un juicio tremendamente justo. Fue defendido por tres abogados. No es que tuviera un defensor penal público. De manera que no veo que el tribunal fuera más celoso con respecto al personaje público. Muy por el contrario, creo que su celo está dado por un cuidado máximo, en que los hechos se acreditan en forma contundente. Para no condenar a Rafael Cavada, le tribunal tendría que, literalmente, haber hecho caso omiso de toda la prueba”.

Pero usted también presentó cargos por homicidio frustrado. ¿Eso no es un poco duro? Además, el tribunal lo desestimó.
“Esto ocurre en el contexto de nuestra imputación, que dice relación que cualquier persona que agredió a otra sabiendo que se representa la muerte como posible, comete un delito de homicidio frustrado. Eso se denomina un duelo eventual. Creemos que el señor Cavada, en el momento que agredió a Marco Santana, estaba en conocimiento de que era hemofílico. Pero el tribunal no tiene esa apreciación y sí dice que es responsable sólo de lesiones. Nosotros discrepamos (...) Tanto es así, que los peritos del Servicio Médico Legal, dicen que si Marco Santana no hubiera recibido la atención que oportuna, hubiera fallecido de todas maneras”.

Y eso no es una derrota, basado en los antecedentes de la investigación que ustedes aportaron.
“Más que hablar de derrota o no, son apreciaciones del Tribunal. A nosotros nos deja satisfechos, en relación a la pregunta anterior, porque condenar a un personaje público no es fácil. En este caso, a Rafael Cavada le jugaba a favor ser quién es. Es una persona que parece ser querida por los medios. Es un periodista (corresponsal) de guerra. Por ello, no era fácil lograr esta sentencia y condenarlo por cuatro delitos”.

Lo dice por experiencia. También ha estado en el otro lado de la vereda. Fue abogado de Jorge Lavandero y Paul Morrison. ¿Los jueces son más implacables con la gente famosa?
“Más que los jueces, hay algo que es real. El tema mediático, comunicacional, de alguna manera incide en la decisión de los jueces. ¿Qué quiero decir con eso? Que si se trata de una causa que está permanentemente en los medios, es muy difícil que los jueces, como ciudadanos comunes y corrientes, se puedan abstraer de esa situación. Y eso, obviamente, puede generar una suerte de presión en ellos. En alguna medida, los jueces pueden resolver, de acuerdo a cómo esté la opinión de la gente, en la opinión ciudadana (...) Que los jueces son capaces de abstraerse de todo lo que está pasando mediáticamente, es imposible. Llegan a su casa, leen los diarios, ven las opiniones. Todo eso tienen alguna trascendencia en su decisión”.

Mega le ha prestado apoyo a Cavada. ¿Crees que esto le pueda restar credibilidad al canal?
“Mi impresión, por lo que ha salido en la prensa, es que Mega le iba a dar apoyo hasta que este tema quedara definido. Aún quedan recursos en la Corte de Apelaciones. Pero, obviamente, pienso que un canal dirigido por don Ricardo Claro debiera tomar decisiones con el tema ya resuelto. Sí es que la condena fuera confirmada por la corte, sí me parece prudente que un canal tiene que tener cierta coherencia con quienes son las personas que están comunicando y que es lo que comunican. Pero esa decisión no me competen a mí”.

Otro tema polémico son los 80 millones en indemnización que le piden a Cavada. ¿Cómo se puede explicar que ese es un monto acorde con el daño causado?
“Solamente por darte algunas luces: la agresión de una persona hemofílica ha traído consecuencias. (Marco Santana) antes no iba semanalmente a la clínica, y hoy tiene que hacerlo. También sufre artrosis en sus piernas que antes no tenía. Su padre no pudo trabajar durante 5 meses. Todo eso son costos importantes para ellos. Además, nosotros ni siquiera demandamos por daño moral. En algún minuto el señor Cavada especuló con que a esta gente le interesaba la plata (...) Sólo tratamos que el tribunal compense los gastos reales que ellos han tenido”.

¿Pero si el tribunal impone una indemnización más baja?
“Nuestro objetivo siempre fue que el señor Cavada resultara condenado, que se esclareciera la verdad de los hechos. La demanda civil es totalmente accesoria. Se hizo porque era la oportunidad de hacerlo y porque debe hacerse. Pero que nos fijen uno, diez o 30 millones de pesos, o los 80, nos tiene sin cuidado. Más aun a nosotros como oficina, porque esta es una causa gratuita. Solamente teníamos un celo de justicia, de que se estableciera la verdad”.

Leonardo Núñez, El Mercurio Online
Viernes, 14 de Septiembre de 2007, 15:23
Recomienda esta noticia a tus amigos.
Buscar...
Mas Vistas
Buscador EmolValor FuturoFaroxGuioteca.comAutolocal.clMimix.clAdxion