Iglesia llama a hacer gestos de perdón y arrepentimiento en cuaresma

El arzobispo de La Serena y presidente del Area de Pastoral Social de la Conferencia Episcopal, monseñor Manuel Donoso, llamó a aprovechar el tiempo de cuaresma, el cual comenzará mañana con la celebración litúrgica del miércoles de cenizas, para hacer gestos de arrepentimiento y perdón que lleven a la reconciliación nacional.

27 de Febrero de 2001 | 15:34 | ORBE
SANTIAGO.- El arzobispo de La Serena y presidente del Area de Pastoral Social de la Conferencia Episcopal, monseñor Manuel Donoso, hizo un llamado a aprovechar el tiempo de cuaresma, el cual comenzará mañana con la celebración litúrgica del miércoles de cenizas, para hacer gestos de arrepentimiento y perdón que lleven a la reconciliación nacional.

"La cuaresma es un tiempo muy importante para el reencuentro (...). Pedir perdón a Dios y a los hermanos me parece bien y creo que cuando el señor Cardenal regrese, él planteará bien claramente los puntos que los obispos de Chile queremos plantear todos juntos respecto de estos temas", adelantó.

El prelado indicó que en todas las iglesias del país se realiza la "imposición de las cenizas". Este rito significa el comienzo de penitencias, a través de las cuales los católicos se purifican y mantienen su compromiso con Dios. Además, este espíritu permanece durante 40 días y culmina con la celebración de la muerte y resurrección de Jesús, en los días de Semana Santa.

Los católicos son llamados también a aumentar su caridad, no sólo con la limosna para el necesitado, sino además en otras expresiones de solidaridad, como la visita a los enfermos, cuidado de ancianos, entre otros.

Es por ello que los obispos chilenos convocan a la Campaña Cuaresma de Fraternidad, como una demostración de una caridad que nace del amor generoso. Por medio de ésta, se pide a las familias que ahorren en las alcancías especiales que se distribuyen a través de las parroquias, con el fin de compartir con quienes más lo necesitan.

Monseñor Donoso señaló que el año pasado esta campaña recaudó 563.578.909 pesos, de los cuales el 60 por ciento fue destinado a obras sociales de cada diócesis y el 30 por ciento para un Fondo Nacional, al que postulan proyectos de todo el país.

"A contar de este año, la campaña beneficiará por tres años a mujeres pobres jefas de hogar que deben asumir la responsabilidad de su familia, y para esto nuestra Iglesia ha iniciado diferentes programas de apoyo en varias diócesis del país", precisó el sacerdote.

Por último, Manuel Donoso realizó un llamado a participar en este espíritu de renovación espiritual y a ser solidarios con aquellos que realmente necesitan.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores