Violentos incidentes en marcha mapuche

El objetivo de la protesta -la más grande de los dos últimos años- es manifestar el rechazo del pueblo indígena al allanamiento efectuado días atrás por la policía, a la sede del Consejo de Todas las Tierras.

25 de Julio de 2001 | 15:28 | Agencias
TEMUCO.- Violentos incidentes se han producido durante la jornada de hoy en el marco de una marcha no autorizada, protagonizada principalmente por mapuches, y estudiantes universitarios y secundarios de la Novena Región.

Durante la protesta, los manifestantes instalaron barricadas en la intersección de la Avenida Caupolicán, prolongación de la Panamericana, utilizando para tal efecto automóviles estacionados en las inmediaciones que resultaron con serios daños.

La toma de estas rutas provocó una virtual separación de la ciudad de Temuco, ya que ésta es la principal vía de comunicación terrestre de la capital de la Novena Región.

Unos 200 sujetos se enfrentaron con los efectivos de Fuerzas Especiales de Carabineros, con bombas incendiarias, boleadoras y hondas con las que arrojan piedras a gran distancia.

Los funcionarios de la policía uniformada local están siendo reforzados en los servicios por efectivos de la Octava y Décima regiones.

La policía respondió con bombas lacrimógenas y carros lanzaaguas con el fin de dispersar al grupo, el cual se separó en varios segmentos más pequeños que a su paso han destrozado vidrios de tiendas comerciales y bancos, señales de tránsito y artículos de ornamentación.

También resultaron con daños en sus vidrios y jardines los edificios de algunas reparticiones públicas, como la Intendencia y la Gobernación.

Entre los manifestantes, liderados por el dirigente del Consejo de Todas las Tierras, Aucán Huilcamán, se han visto a muchos adolescentes menores de edad y estudiantes de la Universidad de La Frontera y Católica, quienes son los que han arrojado en su mayoría las bombas molotov. También se apreció la presencia de miembros de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) regional y adherentes a organizaciones de izquierda.

La protesta -la más grande de los últimos dos años- tiene como fin mostrar su rechazo al allanamiento efectuado días atrás por la policía a la sede del Consejo de Todas las Tierras.

Hasta el momento hay unas veinte personas detenidas que fueron derivadas hasta la Segunda Comisaría. Aunque la situación se ha calmado un poco, se espera que los desórdenes continúen durante la tarde.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores