MOP monitorea quebradas de zona precordillerana en la capital

El subsecretario Juan Carlos Latorre informó que las piscinas decantadoras del sector Quebrada de Macul "han funcionado perfectamente", porque su tarea es retener material sólido y han cumplido con tal función.

31 de Julio de 2001 | 16:36 | Agencias
SANTIAGO.- El subsecretario de Obras Públicas afirmó hoy que en las quebradas de la zona precordillerana, de la capital, el MOP realiza una labor de monitoreo a través de equipos especializados y en forma permanente.

Añadió que la cartera cuenta, hasta este momento, con información "bastante auspiciosa" respecto de la altura en que se encuentra la isoterma 0 (nivel de nieve suficientemente adecuado como para que no se produzcan problemas).

Conforme a lo indicado en el pronóstico del tiempo para los próximos días, el subsecretario Latorre sostuvo que está previsto un temporal en la zona sur, que se aproximará a la zona centro y que está calificado como "de altas temperaturas".

El fenómeno obligará, según la autoridad del MOP, a prestar especial atención a los caudales de esteros y ríos donde, de generarse un efecto sobre sus bordes, podrían verse vulnerados sectores poblados o rurales.

"Si nos preocupa el nivel de agua caída en toda la zona precordillerana, así como la acumulación de nieve, que ha generado una situación de saturación que obliga a una especial atención a cualquier tipo de fenómeno de deslizamiento de tierras o de eventuales derrumbes", enfatizó Latorre.

Agregó el funcionario que las piscinas decantadoras del sector Quebrada de Macul "han funcionado perfectamente", porque su tarea es retener material sólido y han cumplido con tal función.

"El aumento de caudales tiene en los últimos años un tratamiento bastante exitoso. Hay que pensar que la inversión que hemos hecho en el país en obras de defensas fluviales ha demostrado que vale la pena realizarlas, a fin de defender, particularmente, sectores poblados en distintos puntos del país", señaló el subsecretario de Obras Públicas, Juan Carlos Latorre.

Así se manifestó al ser consultado sobre la situación actual de una amplia parte del territorio debido al fuerte temporal de viento y lluvia que ha afectado a las zonas centro y sur del país, en los últimos días.

"Tenemos tranquilidad, en el sentido de que hay una infraestructura que es capaz de defenderse frente al aumento de caudales. Tenemos puntos tradicionalmente vulnerables y es, especialmente en ellos, donde está nuestra especial atención", enfatizó Latorre.

El subsecretario explicó que algunos de los "focos de atención" se centran en el estero Codegua -particularmente cerca del pueblo del mismo nombre-, en el río Tinguiririca y en algunas zonas del río Cachapoal, en la Sexta Región; en los ríos Claro, Maule y Perquilauquén, en la Séptima Región; y en el río Bío-Bío, en la Octava Región, considerando el aumento de caudales que generan preocupación en Laja, en Hualqui y en sectores próximos a la costa.

En cuanto al impacto vial, en general, Latorre descartó problemas de consideración, salvo un daño estructural en la Autopista del Sol, cerca del Acceso a San Antonio, lo que está siendo abordado por la empresa concesionaria de la obra.

En el resto del país, se han registrado problemas en puentes muy antiguos de la red secundaria, la que en, en términos globales -aclaró la autoridad- presenta dificultades menores, como derrumbes y deslizamientos de tierra que provocan cortes parciales en los caminos.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores