Presidente de Perú: Inversiones chilenas están protegidas

"Dejemos que el Poder Judicial haga su labor", insistió Alejandro Toledo. Sin embargo, el Mandatario electo aclaró que "quiero separar el trigo de la paja, así como el Estado necesita eliminar la corrupción, el sector privado también debe tener cierta ética empresarial", agregó.

17 de Agosto de 2001 | 09:30 | ORBE, Emol.com
SANTIAGO.- El Presidente peruano Alejandro Toledo manifestó su respeto por la "independencia del Poder Judicial y su determinación frente a un caso legal, donde el Ejecutivo no puede entrometerse", al comentar la situación en que se encontraría la empresa chilena Luchetti frente a la justicia luego que la municipalidad limeña revocara su licencia para funcionar en el lugar donde se emplaza actualmente, que sería un sitio biológicamente protegido.

"No estoy dispuesto a decir si en Luchetti no ha habido ética empresarial, primero porque aún la justicia no se ha pronunciado y segundo, sólo conocemos los videos pero yo no soy juez, ni abogado, soy un simple economista", aseveró el Mandatario.

"Dejemos que el Poder Judicial haga su labor", insistió al ser requerido por el denominado caso Luchetti mientras participa en esta capital de la Décimo Quinta Cumbre de Río, junto a otros jefes de Estado de la zona.

En el mismo tema pero desde su arista económica, Toledo precisó que las inversiones chilenas son bienvenidas en su país y aseguró que cuentan con la seguridad jurídica que necesiten, ya que su objetivo es fortalecer la credibilidad peruana para atraer las inversiones privadas nacionales y extranjeras.

Según consignó Televisión Nacional, Toledo aclaró que no todos los empresarios chilenos son iguales, hecho por el cual se mostró contrario a tratarlos de la misma forma. "Quiero separar el trigo de la paja, así como el Estado necesita eliminar la corrupción, el sector privado también debe tener cierta ética empresarial", afirmó al respecto.

Municipalidad Limeña Ordena Cerrar Lucchetti

Un duro y grave revés enfrenta el grupo Luksic en Perú, luego que anoche la Municipalidad de Lima resolviera revocar el permiso de funcionamiento de la planta de pastas Lucchetti en ese país y la expropiación de los terrenos en que se encuentra, para lo cual enviará un proyecto al Congreso.

La decisión fue adoptada ayer, tras 4 horas de intensa sesión del Consejo Municipal. El organismo, en votación dividida del alcalde y sus regidores - 26 a favor, 4 en contra y 5 abstenciones- optó por aprobar ambas mociones presentadas por el alcalde de la ciudad, Alberto Andrade.

La medida es parte de un extenso y bullado caso, que se arrastra desde 1997, cuando los Luksic encontraron oposición de la alcaldía de Lima para terminar la fábrica de Lucchetti, una vez que ésta ya estaba en pleno proceso de construcción, con permisos legales otorgados por el propio municipio.

Al parecer, la decisión de detener la inversión se debió a problemas políticos internos entre miembros del entonces gobierno de Alberto Fujimori y el alcade Andrade.

En el intertando, y como forma de subsanar estas dificultades, ejecutivos de la empresa chilena solicitaron en esa instancia reunirse con Fujimori, quien finalmente los derivó a su asesor, Vladimiro Montesinos, actualmente procesado por actos de corrupción.

Como parte de este proceso se han dado a la luz pública una serie de videos clandestinos.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores