Papa pide propagar evangelio a través de Internet y vía satélite

El papa Juan Pablo II ha pedido propagar el Evangelio "desde las azoteas", es decir a través de las antenas y de Internet, y ha denunciado la "indiferencia y la hostilidad" de algunos medios de comunicación hacia la fe y la moral cristiana.

24 de Enero de 2001 | 18:08 | Agencias
Ciudad del Vaticano.- El papa Juan Pablo II ha pedido propagar el Evangelio "desde las azoteas", es decir a través de las antenas y de Internet, y ha denunciado la "indiferencia y la hostilidad" de algunos medios de comunicación hacia la fe y la moral cristiana.

El Pontífice también ha pedido a los comunicadores cristianos que clamen a través de los medios contra los "falsos dioses e ídolos de nuestro tiempo", como denominó al materialismo, el hedonismo, el consumismo y el nacionalismo extremo.

Estas peticiones y denuncias las hizo Juan Pablo II en su mensaje con motivo de la XXXV Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales, que se celebrará el 27 de mayo próximo, hecho público hoy por el Vaticano.

Recordando la frase de Jesús a sus apóstoles "lo que os digo de noche, decidlo en pleno día y lo que escuchá al oído pregonadlo desde las azoteas", el Pontífice señaló que en esta época de la comunicación global los cristianos no pueden permitir que el mensaje de Cristo pase desapercibido.

Asimismo, señaló que los programa vía satélite e Internet ofrecen buenas posibilidades para difundir estos mensajes, "sobrepasando obstáculos y fronteras".

"En el mundo de hoy todas las azoteas se nos presentan como un bosque de transmisores y antenas, enviando y recibiendo mensajes de todo tipo (...). Es de vital importancia asegurarse que entre esos mensajes no falte la palabra de Dios. Los cristianos no pueden permanecer callados, tienen que propagar el Evangelio", dijo el Papa.

Juan Pablo II añadió que en esta época de globalización la Iglesia tiene que estar profundamente comprometida con el mundo de las comunicaciones, "ya que aunque por una parte pueden deformar la distinción entre verdad e ilusión, por otra pueden crear oportunidades sin precedentes para hacer que la verdad sea mucho más accesible".

Según el Obispo de Roma, es tarea de la Iglesia asegurar que eso último sea lo que realmente suceda.
El Papa señaló que el mundo de las comunicaciones a veces parece "indiferente e incluso hostil" a la fe y a la moral cristiana, especialmente porque la cultura mediática ha evolucionado hacia un sentido en el que "la única verdad absoluta admitida es la inexistencia de ésta o, en caso de que existiese, inaccesible a la razón y por lo tanto irrelevante".

Ante ello, el mundo de los medios, aseguró el Papa, puede parecer un ambiente tan poco propicio para la evangelización como fue el mundo pagano en tiempos de los Apóstoles.

Pero de la misma manera en que los primeros seguidores de Cristo no se amedrentaron frente a las hostilidades, los cristianos actuales tampoco pueden dar carpetazo y abandonar, subrayó.

Subrayó que "del mismo modo que los medios a veces dan la impresión de que están reñidos con el mensaje cristiano, también ofrecen oportunidades únicas para proclamar a toda la humanidad la verdad salvadora".

En este sentido, destacó la importancia de los programas vía satélite, a través de los cuales las ceremonias religiosas son vistas por millones de personas, o las posibilidades que ofrece Internet para difundir la información y enseñanza religiosas.

El Obispo de Roma recordó que actualmente dos tercios de los seis mil millones de personas que viven en el mundo no conocen a Cristo y que muchos de ellos viven en países con antiguas raíces cristianas que se han perdido.

Los medios de comunicación deben jugar un papel muy importante para hacer frente a ese desafío de nueva evangelización, destacó Juan Pablo II.

Según el Papa, los medios pueden facilitar a las personas las verdades y los valores en los que se apoya y perfecciona la dignidad humana.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores