Endeavour retornó a la Tierra tras misión de 12 días

El transbordador llevó hasta la Estación Espacial Internacional más de tres toneladas de equipos, incluido el nuevo brazo robot que quedó instalado a un lado del módulo Destiny.

01 de Mayo de 2001 | 12:39 | EFE
HOUSTON.- El transbordador Endeavour aterrizó hoy en la Base Edwards de la Fuerza Aérea, en California, al término de una misión espacial de 12 días durante la cual sus tripulantes instalaron una nueva grúa en la Estación Espacial Internacional.

El Endeavour, que aterrizó como estaba previsto y sin contratiempos a las 16.11 GMT, ha tenido que dirigirse a las pistas de la Base Edwards, en el desierto californiano de Mojave, al encontrar unas condiciones climatológicas adversas en Cabo Cañaveral, Florida.

La nave, con el comandante Kent Rominger y el piloto Jeff Ashby a sus mandos, se posó suavemente sobre las pistas de California, tras permanecer en el espacio tres horas más de lo previsto inicialmente para su aterrizaje en Florida.

La vuelta a casa del Endeavour ya había sido demorada en dos días por la NASA, tras registrarse en la Estación Alfa un problema en los computadores principales que realizan las comunicaciones del complejo con la Tierra.

La agencia espacial estadounidense pretendía que el transbordador pudiera actuar como puente en las comunicaciones mientras los astronautas trataban de reparar el problema.

Susan Helms, una de los tres ocupantes permanentes del complejo Alfa, logró dar con una vía de solución para el problema, cuando pudo conectar con los computadores del control de la misión gracias a un computador portátil.

Pero además, la llegada del primer turista del espacio, según se conoce al empresario estadounidense Dennis Tito, prevista en principio para el pasado sábado, había preocupado a los responsables de la misión del Endeavour.

Temían que si el Endeavour estaba aún amarrado al complejo orbital, la llegada de la nave rusa Soyuz que transportaba a Tito pudiera pasar muy cerca de la cola del transbordador, con el consiguiente riesgo.

Finalmente, el acuerdo alcanzado entre la Agencia Rusa del Espacio y la NASA ha permitido la llegada sin problemas de la Soyuz y el regreso a casa del Endeavour tras una misión de éxito.

"Bienvenidos a casa tras una misión tremendamente exitosa que ha dotado al complejo de su nuevo brazo robot", dijeron los responsables del control de la misión en tierra.

El brazo robot, de fabricación canadiense y al que se conoce como Canadarm2, costó cerca de 600 millones de dólares y se considera fundamental para propiciar la ampliación futura del complejo, que aún debe recibir más de 90 módulos desde ahora hasta que esté completado en 2006.

El proyecto internacional de 16 países, que costará aproximadamente unos 100.000 millones de dólares, orbita sobre la Tierra a más de 300 kilómetros de altitud y está ocupado de modo permanente por tres astronautas, en esta ocasión un ruso y dos estadounidenses.

En el Endeavour regresaron además del comandante Kent Rominger y el piloto Jeff Ashby, los especialistas estadounidenses John Phillips y Scott Parazynski, el canadiense Chris Hadfield, el italiano Umberto Guidoni y el cosmonauta ruso Yuri Lonchakov.

En esta misión que acaba de concluir, el Endeavour transportó hasta el complejo Alfa más de tres toneladas de equipos, incluido el nuevo brazo robot Canadarm2, que quedó instalado a un lado del módulo Destiny.

En la estación permanecen, además de Susan Helms, el comandante ruso Yury Usachez, al mando de la denominado Expedición Dos, y el especialista de la misión James Voss.

En la nave Soyuz, que atracó el domingo en el complejo, llegaron los astronautas Yuri Baturin y Talgat Musavayev, quienes han acompañado a Dennis Tito en su viaje a la Estación Alfa desde la base rusa de Koroliov.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores