Con manifestaciones comienza la mayor convención de biotecnología en EE.UU.

Unos 750 empresarios y cerca de 600 manifestantes dieron inicio este domingo en San Diego (California, suroeste) a la Convención y Muestra Internacional de Biotecnología 2001 y a una serie de protestas pacíficas contra el encuentro que se prolongará hasta el miércoles.

25 de Junio de 2001 | 14:39 | Agencias/ emol.com
SAN DIEGO.- Unos 750 empresarios y cerca de 600 manifestantes dieron inicio este domingo en San Diego (California, suroeste) a la Convención y Muestra Internacional de Biotecnología 2001 y a una serie de protestas pacíficas contra el encuentro que se prolongará hasta el miércoles.

El presidente de la convención, Carl Feldbaum, dijo al inaugurar la muestra que sus principales atractivos incluirían los avances en la investigación de genéticas aplicadas, los estudios de combinaciones de proteínas y las manifestaciones.

Cientos de industriales, principalmente de países desarrollados, participaron el domingo en una exposición abierta al público, mientras los manifestantes marchaban durante unas dos horas del Parque Balboa a las inmediaciones del Centro de Convenciones sin que se reportaran arrestos.

Feldbaum comentó que un punto de coincidencia entre los convencionistas y los manifestantes consiste en que "ninguna de las partes está de acuerdo con la clonación de seres humanos, por cuanto podemos pensar en mellizos naturales, pero no en una abuela y una nieta idénticas".

En las calles del centro de San Diego marcharon activistas de diversos grupos, muchos de ellos disfrazados.

Hubo manifestantes vestidos de lechugas, tomates, peces, delfines, cartones de leche o cereal, al menos una naranja, y otros que portaban pancartas en favor de la "biojusticia 2001".

La policía, que entrenó en prácticas conjuntas a unos 400 agentes en coordinación con el sherif, se mantuvo a la expectativa hasta que la marcha desembocó sin incidentes en una área cerrada con tela metálica cercana al Centro de Convenciones.

Grupos de científicos, investigadores académicos y religiosos celebraron mientras tanto una "contraconvención" denominada "enseñanzas más allá de la biodevastación".

En el encuentro en un hotel de San Diego, los participantes exhortaron a que las protestas sean pacíficas.

Una de las activistas, Jessica Hayes, afirmó que los manifestantes se oponen "por ejemplo a que los mismos científicos que elaboraron el DDT o el Agente Naranja diseñen alimentos genéticamente modificados".

Feldbaum comentó por su parte que los adelantos en biotecnología "no tienen por que ser negativos y más bien nos benefician a todos, especialmente los avances en mejoramiento de animales, vegetales y microorganismos".

La Convención termina el próximo miércoles. Los organizadores esperan la asistencia de unas 15.000 personas, incluidos 1.500 representantes de industrias de todo le mundo.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores