Pinochet recibirá a juez Guzmán pero podría no responder interrogatorio

El portavoz del desaforado senador, general (r) Guillermo Garín señaló que por el momento la defensa no tiene pensado presentar ningún escrito para posponer la declaración indagatoria e indicó que esperará a que el juez adopte alguna resolución sobre los exámenes para actuar.

18 de Enero de 2001 | 17:34 | ORBE
SANTIAGO.- La defensa de Augusto Pinochet aseguró hoy a EFE que el desaforado senador "recibirá" el próximo martes 23 al juez Juan Guzmán para cumplir con la declaración indagatoria, pero manifestó que todavía no se ha definido si contestará el interrogatorio.

El portavoz del octogenario militar, general en retiro Guillermo Garín, señaló que la defensa está "decidida a cumplir" todas las diligencias judiciales que han sido ordenadas, por lo cual Pinochet está "dispuesto a recibir" al magistrado.

Sin embargo, reconoció que "no está cien por ciento decidido" que responda el interrogatorio al que lo someterá el juez y que es el último trámite antes de decidir si lo somete a proceso por violaciones a los derechos humanos.

"Ahí estamos en manos de los médicos. Confiamos en que el informe sea tan determinante como ha trascendido y no sea necesaria la declaración indagatoria", manifestó.

De acuerdo al informe médico sobre la salud mental de Pinochet dado a conocer hoy, el general (r), de 85 años, padece "demencia vascular subcortical leve a moderada".

Esto significa que los accidentes cerebrales que sufrió mientras estaba detenido en Londres le causaron lesiones que se traducen en pérdida de memoria y de capacidad abstracta, problemas psicomotores, de coordinación y dicción.

El perito de la defensa, el neurólogo Sergio Ferrer, señaló que "Pinochet es un anciano enfermo", pero evitó aventurar si el diagnóstico permite su procesamiento o no y señaló que ese es un asunto que deberá resolver el juez.

"Es un problema que van a tener que discutir los abogados, porque la legislación penal chilena está muy atrasada en ese sentido, proviene del siglo XIX, entonces se confunde demencia con locura", sostuvo.

En ese sentido, enfatizó que en esta última centuria la medicina ha evolucionado y "el término ha cambiado completamente".

El Código de Procedimiento Penal chileno establece que todos los inculpados mayores de 70 años deben ser sometidos a exámenes mentales para determinar el estado de su salud psíquica y declara como inimputables sólo a quienes padezcan locura o demencia.

Por este motivo, el diagnóstico de los peritos, que reconoció que Pinochet padece "demencia", aunque en términos muy diferentes a lo que comúnmente se entiende por este concepto, será vital para determinar si el ex Presidente debe ser interrogado y procesado.

"El magistrado decidirá si lo interroga o no y cuándo hace la declaración indagatoria, él es quien determina los pasos a seguir. Puede ser cualquiera, eso es impredecible", manifestó Sergio Ferrer.

La discusión de los próximos días se centrará en este punto y mientras la defensa intentará que este tipo de demencia sea aceptada jurídicamente para declarar a Pinochet inimputable, los querellantes ya han señalado que no es causal de eximición del juicio.

El juez Guzmán validó los análisis al señalar que se realizaron de manera "seria, minuciosa y muy transparente", pero recalcó que es "un momento muy delicado y hay que ser sumamente prudentes".

El general Garín señaló que por el momento la defensa no tiene pensado presentar ningún escrito para posponer la declaración indagatoria e indicó que esperará a que el juez adopte alguna resolución sobre los exámenes para actuar.

"Estamos decididos a que se sigan todas las diligencias jurídicas que se han establecido, pero también a utilizar todos los recursos que la ley pone a disposición del ex Presidente de la República para defenderse en el evento de que estas instancias legales no vayan por el camino que nosotros esperamos que vaya", afirmó.

El interrogatorio se realizará el próximo martes 23 en la casa de Pinochet en La Dehesa, en Santiago.

El ex gobernante militar se encuentra en su residencia de campo de Los Boldos, a 130 kilómetros al sudoeste de la capital desde el domingo pasado y no tiene programado regresar hasta el próximo lunes.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores