Carta de Fornazzari con objeciones al informe final

22 de Enero de 2001 | 16:25 | emol.com
Toronto 20 de enero 2001

Dra.
América González Figueroa
Directora (S) SML

Estimada Dra. González

En vista de los cambios inconsultos del Informe Final de la evaluación neurológica y siquiátrica del paciente Sr. Augusto Pinochet U, efectuada en el Hospital Militar de Santiago de Chile entre los días 10 y 13 de Enero del año en curso, he decidido no firmar dicho documento y devolverlo por la misma vía, Consulado General de Chile en Toronto, de vuelta al Ministerio de RR.EE. en Santiago.

Mis objeciones al informe se basan en las siguientes irregularidades, que en mi opinión profesional las estimo muy serias.

1. Sin base alguna y después de existir consenso de todas las partes involucradas en los exámenes, se cambia la severidad de la demencia la que habiéndose catalogado como de "leve a moderada", aparece en el documento como de "severidad moderada". Esto, en mi parecer, tiene dos connotaciones muy graves.

a. En lo profesional, Ud. como médico director coordinador del proceso, en menos de cuatro días "agrava" la severidad del acusado.
b. En lo legal, la Secretaria de la Corte Sra. Silvia Papa, en el mismo lapso de tiempo, firma dos documentos con diferente severidad diagnóstica.

2. Se incluye en este peritaje médico legal elmentos ajenos a la evaluación efectuada en las fechas antes mencionadas. Específicamente, Scanners cerebrales previos, hechos en circunstancias y técnicas totalmente diferentes al efectuado el 10 de enero y que no fueron discutidos o considerados por el equipo. Además, una Ecotomografía carotídea y vertebral e incluso un Spect cerebral fue incluido a pesar de que habíamos discutido el primer día la inutilidad de este test en el diagnóstico y menos aun en la evaluación de la severidad de la misma.

3. Se cuantificó como "demencia grado moderada" una entrevista psiquiátrica, que en sí y por su construcción no tiene ninguna estructura cuantitativa. A mi juicio, esta entrevista psiquiátrica, tanto por la forma como la dinámica del proceso al efectuarla, no aportó absolutamente ningún elemento de utilidad diagnóstica y muy por el contrario, ya que la poca destreza profesional con la que se realizó llegó incluso a incomodar al paciente por única vez en los cuatro días que duraron los exámenes. El entrevistador Slavko Venusic no logró, no quiso o no supo, en ningún momento "contactarse" con el paciente, a pesar de los esfuerzos de la co-entrevistadora Dra. Onetto por lograrlo.

4. En la entrevista estandarizada para la evaluación de demencia, CDR, la que fue efectuada muy fluida y profesionalmente por la Neuróloga de la U. De Chile, Dra. Díaz, tengo algunas discrepancias importantes en lo que respecta a algunos valores que yo contabilicé durante la prueba.

En mi opinión el paciente específicamente obtuvo puntajes normales para su edad, género y grado de escolaridad en las funciones de "atención" (trail making A, Digitos, SKT subtest de atención); "memoria episódica (biográfica, no enciclopédica) y sólo levemente alteradas las pruebas de juicio, solución de problemas, memoria reciente y prácticamente normal la memoria de reconocimiento.

En esta misma entrevista que tiene por lo demás una alta correlación con el diagnóstico clínico de neuroimagen e incluso neuropatológico con las demencias, me parece profesionalmente errado y una falta a la verdad el haber eliminado la entrevista de las actividades de la vida diaria del paciente y que fueron cuantificadas en el relato del ayudante de cámara, valet del Sr. Pinochet por los últimos años, Sr. Manuel Cerda. Esta valiosísima información de un cuidador profesional, que calzaba muy bien con la entrevista que efectuábamos al paciente, fue descartada por la Secretaria de la Corte de Apelaciones quien en forma irresponsable y faltando a sus deberes profesionales no se encontraba en la sala de exámenes y no firmó ese documento.

Dra. González, a pesar de no ser Ud. una especialista en demencia, ¿no le parece raro que se prefiera una entrevista a la esposa de un paciente en vez de un cuidador profesional, con todo lo subjetivo, emocional y sobretodo familiar y privado que algunos asuntos familiares son tratados en las dinámicas familiares?. Además ¿no le parece raro que esa entrevista a la esposa del acusado se haya efectuado sin estar yo presente? Pienso que allí nuevamente Ud. mostró poco juicio profesional como coordinadora y líder.

5) Por todas estas razones, medibles y cuantificables, estoy en desacuerdo con el Diagnóstico Final que Uds. especificaron en el documento que se me envió y mantengo mi posición, que fue la conclusión a la que llegamos todos inicialmente y que es que el paciente tiene una Demencia Subcortical de origen Vascular y cuyo grado de evolución corresponde a "leve a moderado".

6) Por último y ante una consulta del Sr. Juez y en presencia de todos los colegas, exprese que el grado de demencia leve a moderado permite al magistrado interrogar al paciente. Obviamente, esto debe hacerse con las debidas consideraciones de la edad y al diagnóstico y las entrevistas deberían realizarse en un ambiente familiar, con pocas personas alrededor y en sesiones de duración horaria.

Este documento lo haré llegar tanto al juez Guzmán como a los Abogados querellantes.

Atentamente

Luis Fornazzari MD FRCPC
Clinical Director Neuropsychiatry program
Centre for Addiction and Mental Health
University of Toronto
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores