Abogado de Arellano Stark aseguró que cuerpos fueron dinamitados y arrojados al mar

Sergio Arellano Iturriaga aseguró a Radio Cooperativa que, a pesar de que existen muchas versiones respecto a lo que sucedió en el norte del país, los crímenes se cometieron. El abogado explicó que los cuerpos "fueron sepultados en las afueras de Calama, pero el lugar fue 'peinado' (dinamitado) al día siguiente, y años más tarde los restos fueron levantados y arrojados al mar".

26 de Enero de 2001 | 20:21 | Agencias
SANTIAGO.- El abogado Sergio Arellano Iturriaga, hijo y defensor del general (r) Sergio Arellano Stark, principal inculpado en el caso de la llamada "Caravana de la Muerte", aseguró hoy que los cuerpos de los ejecutados en el norte del país fueron dinamitados y posteriormente arrojados al mar.

Agregó que los hechos ocurridos en el norte del país "fueron roterías cometidas a sus espaldas (Arellano Stark)".

Asimismo, en entrevista a Radio Cooperativa el jurista desmintió la declaración del jefe de la Zona militar de Antofagasta, general (r) Joaquín Lagos quien culpó de los crímenes del norte al desaforado senador Augusto Pinochet en su calidad de comandante en Jefe del Ejército y al general (r) Sergio Arellano Stark, quien habría actuado como oficial delegado.

En este sentido Arellano, argumenta que si bien no le imputa responsabilidad en los hechos, "el general (r) Lagos está acostumbrado a mentir".

Respecto a las supuestas órdenes recibidas por Pinochet para "matar personas", éste respondió que "la verdad es que si mi padre hubiera recibido una orden en ese sentido, mi padre no la habría cumplido".

Agregó que "la orden específica y que fue objeto su delegación, fue coordinar criterios de administración de justicia, así como algunas labores específicas en el gobierno Interior y de carácter institucional".

Explicó que "si él hubiese tenido el propósito de actuar en forma drástica y hacer ejecutar gente, le hubiera instruido a los auditores respectivos que siguieran con un sumario que terminara con consejos de guerra y condenar a muerte a esas personas", pero agregó que "nada de eso sucedió", ya que realmente no "existía razón ni mérito para asesinar" a esas personas.

A juicio del abogado, la persona responsable de los crímenes cometidos en octubre de 1973 en el norte del país, es el ex director de la Academia de Guerra del Ejército, coronel Sergio Arredondo.

En este sentido precisó que el coronel Arredondo integraba en esa época el Comité de Coroneles, organización que antecedía -según él- a la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA). En la ocasión, prosigue, "Arredondo abandona el cargo para ir a una misión hacia el norte del país", explicó.

Indicó que existen muchas versiones respecto a lo que sucedió en esta época, no obstante aseguró que los crímenes se cometieron. Añadió que los cuerpos "fueron sepultados en las afueras de Calama, pero el lugar fue 'peinado' (dinamitado) al día siguiente, y años más tarde los restos fueron levantados y arrojados al mar".

De esto dijo "debe responder el coronel Rivera, quien era comandante del regimiento de Calama en esa época".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores