Realizarán pruebas de ADN a supuestos restos de Eugenio Berríos

El examen fue ordenado en Uruguay por el juez en lo penal Alvaro González, quien dijo que no "hay otras informaciones sobre el caso" y no dio otros detalles sobre si la familia de Berríos estaba de acuerdo con la prueba, ya que había trascendido que querían traer los restos a Chile.

08 de Agosto de 2001 | 17:22 | AP
MONTEVIDEO.- Los restos óseos de quien se supone es el ex agente secreto de Chile Eugenio Berríos serán sometidos a un examen genético (ADN) para determinar si en realidad es quien se dijo en su momento, confirmó este miércoles el juez en lo penal Alvaro González.

El caso de Berríos, un ex agente de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA), durante el régimen del general Augusto Pinochet, vuelve así a replantearse, nueve años después que comenzara a trascender a la opinión pública y seis años después de encontrarse un cadáver que se sostuvo era del chileno.

Consultado por la AP en su oficina del vecino departamento de Canelones, el juez González, confirmó el examen de ADN "para asegurar el ciento por ciento" si se trata en realidad de Berríos.

Dijo que no "hay otras informaciones sobre el caso" y no dio otros detalles sobre si la familia de Berríos estaba de acuerdo en el examen, ya que había trascendido que querían traer los restos a Chile.

El examen se hará en el Instituto Forense de Montevideo, pero se desconoce cuando estará el resultado.

Berríos comenzó a trascender en Uruguay cuando se informó de su ingreso en mayo de 1992, procedente de Argentina, bajo el nombre de Hernán Tulio Orellana, que presuntamente es el nombre de un guerrillero chileno muerto.

Los acontecimientos comenzaron a precipitarse cuando el supuesto Berríos se presentó en una comisaría del balneario Parque del Plata, 50 kilometros al este y denunció que pudo zafarse de su secuestro y custodia de militares uruguayos y chilenos.

En ese momento, los informes de la época indicaron que también llegó a la comisaría el capitán del ejército uruguayo Eduardo Radanelli y reclamó la entrega del denunciante, cosa que se hizo.

El ex jefe policial que entregó a Berríos a su custodio, el coronel retirado Ramón Rivas, fue cesado en su cargo en junio de 1993.

El 13 de abril de 1995 apareció un cuerpo mutilado en la playa El Pinar a 20 kilómetros al este y tras algunos exámenes, el 21 de junio de 1996, la jueza de ese momento Aída Vera Barreto hace suyo un dictamen forense aceptando que el cadáver es del ex agente chileno.

En noviembre de 1998, el juez González archivó el caso sin procesamiento y resuelve abrirlo en caso que se presenten nuevas pruebas o testimonios.
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores