Jugo de manzana artificial puede ser un riesgo para la salud por las calorías

En algunos casos tienen más azúcar que una bebida gaseosa.

Por Marilynn Marchione, AP
Vi. 02 de diciembre de 2011, 16:57
Más Ménos
NYT

NYT

Es verdad: el jugo de manzana puede representar un riesgo para la salud. Pero no necesariamente debido a los vestigios de arsénico de los cuales está hablando la gente.

A pesar de la consideración del gobierno respecto a límites nuevos sobre contenido de arsénico, expertos en nutrición dicen que el peligro real del jugo de manzana es para la talla de cintura y los dientes de los niños.

El jugo de manzana tiene pocos nutrimentos naturales, muchas calorías y, en algunos casos, más azúcar que una bebida gaseosa. Además, enseña a un niño a que le gusten las cosas muy dulces, desplaza a bebidas y alimentos mejores, y se suma al problema de obesidad, señalan sus críticos.

"Es como agua con azúcar", dijo Judith Stern, una profesora de nutrición de la Universidad de California, campus Davis, quien ha sido asesora de fabricantes de dulces y de Weight Watchers. "Yo no permito que mi nieto de tres años beba jugo de manzana", comentó. Muchos jugos son fortificados con vitaminas, así que no son sólo calorías; pero eso no tranquiliza a algunos expertos en nutrición.

"Si no fueran saludables en principio, agregarles vitaminas no los convierte en un alimento saludable"; y si ocasiona aumento de peso, no es una elección saludable, señaló Karen Ansel, una dietista registrada en Nueva York y vocera de la Asociación Dietética Estadounidense.

La Academia Estadounidense de Pediatría dice que el jugo puede ser parte de una dieta saludable, pero su política es contundente: "El jugo de fruta no ofrece beneficio nutricional a infantes menores de seis meses y no es más benéfico que la fruta entera para niños más grandes".

El conductor de televisión Dr. Mehmet Oz convirtió el tema en asunto de debate hace unos meses, cuando emitió una alarma -algunos dicen que falsa alarma- sobre la presencia de arsénico en el jugo de manzana, con base en pruebas que su programa encargó a un laboratorio privado.

La Administración de Alimentos y Medicinas (FDA, por sus iniciales en inglés) dijo que sus propias pruebas no concuerdan con tales resultados y que el jugo de manzana es seguro.

Sin embargo, el miércoles, después de que Consumer Reports realizó sus análisis propios a varias marcas de jugos y se unió a otros grupos de consumidores para exigir estándares más estrictos, la FDA señaló que examinará si sus restricciones sobre la cantidad de arsénico permitida en el jugo de manzana son suficientemente rigurosas.

Algunas formas de arsénico, como el tipo encontrado en pesticidas, pueden ser tóxicas y presentar un riesgo de cáncer si se consume en niveles altos o por un período largo.