Niño con Síndrome de Down en catálogo de ropa se convierte en símbolo de la integración

Seb tiene solo cuatro años, pero ya encanta a la cámara. Debido a su talento y a la frustración de su mamá, que veía que los niños con su condición no estaban representados, hoy modela ropa infantil en Inglaterra.

Emol
Do. 30 de septiembre de 2012, 07:00
Más Ménos
Swns.com

Swns.com

Swns.com

Swns.com

Seb ya había participado antes en un catálogo de ropa, mostrando sus habilidades frente a la cámara.

Seb ya había participado antes en un catálogo de ropa, mostrando sus habilidades frente a la cámara.

Swns.com


Caroline no lo podía creer. La tienda a la que le había insinuado la participación de su hijo de 4 años -Seb White- en su catálogo de moda para la próxima Navidad, la había llamado para concretar lo que sería el lanzamiento al estrellato del menor como el rostro de la integración de las personas con Síndrome de Down.

“Cuando Seb nació, recuerdo perfecto haber visto un montón de anuncios con cientos de bellos y perfectos niños, lo que agrandó mi sensación de aislamiento y diferencia”, ha comentado la mujer a la prensa de su país, Inglaterra.

“Entonces, en julio, cuando estábamos comprando el uniforme escolar de Seb pensé nuevamente que todos esos niños ‘diferentes’ que hay allá afuera, y que están comenzando el colegio, simplemente no están representados”.

Es por esto que Caroline se animó a escribir en la página de Facebook de la tienda de retail Marks and Spencer (M&S), pidiendo directamente trabajo para Seb, como rostro de sus anuncios de ropa.

“Él tiene rasgos inusuales, atractivos, y se gana a toda la gente que conoce. Su carita está llena  de magia y picardía”, escribió, agregando: “Pero este es el asunto, él también tiene Síndrome de Down. Cuando nació, quedé impactada en lo más profundo. No sabía nada de esta condición y lo que debía ser el día más feliz de mi vida, fue el peor. Pero mi problema real es encontrarlo a él ‘allá afuera’ y hacer llegar el mensaje de que lo diferente no es menos maravilloso, o incluso que no es tan diferente”.

Asimismo, Caroline escribió que se siente muy orgullosa de Seb, y que no cambiaría su vida con él por nada. “También creo que él podría ayudar a crear una campaña original, atrevida y memorable, que encaja perfectamente con los valores y ética de integración de M&S”, señaló.

Fue tal la acogida que tuvieron las palabras de la madre y el apoyo que recibió de los otros usuarios de la red social, que a la semana, Seb fue invitado a participar de una sesión de fotos. No hubo que hacer un gran esfuerzo para que el niño, que ya había participado en otra campaña con anterioridad, mostrara sus encantos ante la cámara.

Según comentó un portavoz de la tienda, la recepción de la gente ante la idea de Caroline fue impresionante y que realmente fue muy agradable trabajar con el menor, cuyas poses podrán verse dentro de los próximos meses para las ventas de fin de año.

“Nunca he sido de ese tipo de mamás que obliga a sus hijos a modelar. Esto se trata de mostrar su rostro y crear sensibilización (...) Si con el modelaje, Seb ayuda a otras personas que se sienten solas por tener Síndrome de Down, entonces, habremos logrado lo que nos propusimos”.

Tal como señalaron los medios, The Huffington Post y Daily Mail, Caroline espera que el resto de las personas vean su familia como la de cualquier otra, que lleva una vida normal. “Espero que no crean que esto es una tragedia, porque realmente no lo es. A él no lo cambiaría por nada del mundo”, dijo.