Los estadounidenses aman y a la vez odian los celulares

Una encuesta graficó la contradictoria relación que tienen con los dispositivos móviles.

AFP
Vi. 30 de noviembre de 2012, 16:28
Más Ménos
Marco Gratica, El Mercurio

Marco Gratica, El Mercurio

WASHINGTON.- Los estadounidenses aman sus teléfonos móviles, pero también los odian, e incluso muchos afirman que no pueden imaginar vivir sin ellos.

Un estudio publicado hoy muestra las emociones mixtas que la gente experimenta hacia sus dispositivos: muchos afirman que utilizan sus teléfonos para ahorrar tiempo, pero les preocupa pasar demasiado tiempo utilizándolos.

La encuesta del proyecto de internet del Centro Pew encontró que un 67% de los propietarios de teléfonos móviles comprueban su teléfono en busca de mensajes, alertas o llamadas incluso cuando no sonaron o vibraron.

Un 44% de los encuestados han dormido con el teléfono cerca de su cama porque no querían perderse llamadas importantes o mensajes y 29% describen sus teléfonos como algo sin lo que "no pueden imaginarse vivir".

Sin embargo el sondeo también mostró el impacto negativo de estar constantemente disponible: 11% de los usuarios afirman que se preocupan de estar pasando demasiado tiempo frente al teléfono y un 12% que personas que conocen afirman que pasan demasiado tiempo usando su teléfono.

El sondeo mostró que un 65% afirman que el celular les ha hecho mucho más fácil estar conectados con la gente que quieren pero un 9% afirma que con los dispositivos les resulta más duro desconectar del trabajo.

Además, la encuesta detectó que un 15% de los adultos no cuentan con celular, mayormente porque sienten que no lo necesitan. Sólo uno de cada cinco resaltan su costo como razón para no tenerlo.

Un 40% de los adultos que tienen un celular no lo han cambiado todavía por un teléfono inteligente, debido sobre todo a cuestiones económicas en dos tercios de los casos.