Viernes 14 de Agosto de 2009  21:12
Sólo un tiempo: Vendaval en Viña obliga a la suspensión de Everton-O'Higgins
En el entretiempo, el árbitro Patricio Polic decidió no seguir con el cotejo, por el mal estado del campo luego de la incesante lluvia. Los de Rancagua jugaban mejor, en el duelo que quedó 0-0.
El Mercurio Online
SANTIAGO.- El árbitro Patricio Polic escuchó incluso a los DT's de Everton y O'Higgins para saber su versión. Y todos coincidían en la misma determinación.
Luego de jugar los primeros 45 minutos, el duelo jugado bajo la lluvia en Viña entre ruleteros y rancagüinos se suspendió "por la lluvia, pero también por cómo estaba el campo de juego", según dijo Polic, quien aclaró que ahora la ANFP debe reprogramar el segundo tiempo.
Es que con entorno cinematográfico se había dado el partido en el Sausalito, donde una fuerte lluvia, seguida de un potente viento, hizo que el fútbol se hiciera poco fluido y que los jugadores, mojados y embarrados, asomaran como guerreros de una batalla épica.
En la cancha, Everton se jugaba seguir firme como sublíder del torneo y O'Higgins intentaba zafar de los últimos puestos con la nueva mano de Gerardo Silva, que debutó en el banco la semana pasada.
Jorquera y Meneses lideraron a un O'Higgins que tuvo mayor protagonismo en los primeros 45' y los locales no lograron generar fútbol, extrañando aún más al lesionado Jaime Riveros.
Todo había comenzado con un minuto de silencio en memoria de Francisco "Chamaco" Valdés y luego el protagonismo de O'Higgins. A los 2' zurdazo de Jorquera, a los 3' pelotazo largo y el golero que tuvo que salir del área.
Ahí ya se enojó Acosta. A los 9' córner de Everton y Juan Gonzalo Lorca que cabecea hacia su propio arco y casi la mete dentro. Fue el intento de los ruleteros gestado por un rival.
Pero de ahí siguió O'Higgins. Meneses y un tiro fortísimo de fuera del área y un cabezazo de Lorca en arco contrario (42') volvieron a darle protagonismo a Gustavo Dalsasso. Bien el equipo de Gerardo Silva, tibio el de Acosta, pero todo enmarcado en un solo tiempo que terminó 0-0.
Entretenido partido pero que no tuvo goles. Y la superioridad de los de la Sexta Región no alcanzó tampoco como para marcar diferencias en el tablero. Con todo, ni cerca de ser un vendaval futbolístico de O'Higgins.