Pedro Orthous Valdivia

Hijo de Juan Orthous y Jesús del Carmen Valdivia, nace en Santiago el 11 de diciembre de 1917. Estudia en el Instituto Nacional y luego, cursa la asignatura de castellano en el Pedagógico de la Universidad de Chile.

En 1935 se vincula al grupo de teatro que lidera Pedro de la Barra y a comienzo de los '40 cofunda el Teatro Experimental de la Universidad de Chile, donde conoce a María Cánepa.

En 1946 dirige por primera vez y con mucho éxito, la obra “Así es... sí os parece”. A fines de ese año viaja a París, becado por el gobierno francés y se inscribe en el Conservatorio de Arte Dramático, donde aprende del destacado director galo Georges Le Roy.

El embajador Joaquín Fernández consigue que el gobierno chileno lo nombre agregado cultural ad honorem de la sede diplomática en Francia hasta que regresa al país en 1948.

Ya en Chile se concentra en la dirección, asume la cabeza del Teatro Experimental y monta obras como “Fuenteovejuna” y “Macbeth”, protagonizadas por Cánepa. Con ella funda el teatro popular del Nuevo Extremo a comienzos de los '70.

Simultáneamente, se dedica a la docencia, hace crítica cinematográfica y dirige la revista “Nuevas Selecciones”. En 1952 viaja a Pekín, China como delegado a la Conferencia por la Paz.

El año 1967 trabaja estrechamente con el poeta Pablo Neruda en “Fulgor y muerte de Joaquín Murieta”. La cantata dramática los obliga a reunirse durante seis meses, todos los fines de semana, en Isla Negra hasta transformar el poema en obra de teatro, la única del bate.

El nombre de Orthous se liga a dos eventos curiosos y polémicos del teatro chileno. En 1959, en plena función de “Macbeth” y estando el Presidente Jorge Alessandri en primera fila, la escenografia falló y los tramoyistas debieron cortar las cuerdas de las cuales pendía una mesa, cayendo estrepitosamente al escenario.

Diez años más tarde, estrenó la obra “El evangelio según San Jaime”. El montaje es boicoteado, luego de que el arzobispo de Santiago Raúl Silva Henríquez lo considerara una agresión a la Iglesia.

Antes de morir, en 1974, recibe el premio mejor director.

 

Volver al inicio