Queda todo en familia: Los clanes que irán a representar a Chile en los JJ.OO. Río 2016

Las hermanas Gumucio, los hermanos Ducasse, los Araya y los Grez, además de los primos Grimalt, vivirán en Brasil la aventura olímpica en compañía de sus seres queridos.

23 de Julio de 2016 | 16:16 | Por Leonardo Vallejos, Emol
SANTIAGO.- "No hay como estar viviendo ese sueño en familia". En eso coinciden los clanes familiares que representarán a Chile en los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro.

De los 42 clasificados que tiene hasta hoy la delegación nacional, hay cuatro parejas de hermanos y otra dupla de primos. Vea acá quiénes son los deportistas que estarán en Brasil 2016:

Begoña y Arantza Gumucio, veleristas



Las hermanas Gumucio comenzaron a competir juntas desde que eran muy niñas. Arantza tenía 17 y Begoña 14. Dicen que eligieron la vela porque les encanta practicar deporte al aire libre.

"Somos hermanas dentro y fuera de la competencia. Siempre nos hemos respetado, no hemos tenido ningún problema. Es una ventaja súper grande ser familia, yo siempre sé lo que ella quiere hacer en el agua, la comunicación se nos facilita un montón", valora a Emol Begoña.

La menor de las Gumucio agrega que "competir en un ciclo olímpico es súper duro porque estás siempre fuera de casa. Pero compitiendo con mi hermana para mí es al revés, es tener un pedazo de nuestra casa y nuestra familia donde vayamos. Poder convivir con ella es lo que más fuerte nos haces. Nuestra convivencia es súper fácil, en Santiago dormimos juntas en la misma pieza, nos gusta estar en familia".

Y en cuanto a los gustos, Begoña recalca que "al vivir toda una vida juntas nos parecemos un montón en muchas cosas. Pero también somos muy distintas. La Arantza es más ordenada, estructurada y a mí me gusta ser más espontánea. Nos completamos demasiado bien, cada una aporta su granito y personalidad al equipo".

Andrés y Francisco Ducasse, veleristas



"Yo soy loco y desordenado y mi hermano muy estructurado". Así describe Andrés Ducasse una de las diferencias que tiene con Francisco. Cada uno realiza su carrera por si solo, hasta que hace sólo un año "el momento en nuestras vidas se dio para que lo hiciéramos juntos. Somos hermanos y amigos, pese a que tenemos 4 años de diferencia, compartimos muchas amistades en común. Vivo con el 24/7, es necesaria que haya buena relación", destaca el menor.

Andrés dice que se complementan a la perfección arriba del bote y también en la vida diaria. "En la música nos parecemos totalmente, no hay problema quien la ponga. Depende de la hora, pero escuchamos harto reggae y rock medio pop. En la comida, Francisco es mañoso, pero ha aprendido con el tiempo, yo cocino y él lava. Además, nos diferenciamos en que él tiene polola hace dos meses, yo no. No sé cómo sacó una polola, es muy poco el tiempo que estamos en Chile".

Pero también han tenido sus diferencias. "Hemos tenido problemas, un par de peleas, pero esa es la ventaja de ser hermanos, dura la mala onda un día. Nos podemos pelear a muerte, nunca a golpes porque nos podemos lesionar, pero sí una vez llegamos a los empujones", cuenta entre risas el menor de los Ducasse.

Y a la hora de recordar alguna anécdota que hayan vivido juntos, Andrés cuenta que "estábamos navegando en un día con mucho viento en Buenos Aires y Francisco hizo una mala maniobra y nos dimos vuelta. Me pegó una patada en la boca que me sacó un diente. Me quedé sin diente todo el torneo, no salí de la casa. De la cancha a la casa porque me moría de vergüenza".

Los primos que son como hermanos, vóleibol playa



Harán historia al ser los primeros representantes del vóleibol playa de Chile que clasifican a un juego olímpico. Son los primos Marco y Esteban Grimalt que no ocultan la "buena onda" que hay siempre entre ellos.

"Empezamos a jugar juntos desde el 2008 en nuestro primer campeonato. Hace 5 años nos profesionalizamos en playa. Cuando obtuvimos la medalla de bronce en los Odesur de Medellín nos profesionalizamos más. Hemos tenido roces que es normal, pero nunca pensar en separarnos", cuenta Marco.

El mayor, por sólo dos años, revela además que "soy más extrovertido que Esteban, pero lo bueno es que sabemos cuando tenemos que darnos nuestro espacio. Compartimos estilo de música, los dos rockeros".

Pero no son sólo ellos. Marco cuenta que detrás están sus respectivos padres, hermanos y pololas. Todos son muy unidos y esperan sentir ese apoyo ahora en Río.

Yerko y Edward Araya, atletismo



Son de Arica y prometen que en Río dejarán el nombre de Chile lo más arriba posible. Tienen resistencia, ya que uno corre los 50 kilómetros y el otro 20.

Son Edward y Yerko Araya, los hermanos que buscan mejorar lo realizado en Londres 2012 donde el primero fue descalificado y el segundo terminó 41.

"Comenzamos los dos a los 12 años. Es una relación que para nosotros es ya normal, nos apoyamos el uno al otro en los entrenamientos y la vida diaria. Ahora estamos muy contentos ya que después de 4 años volvemos a estar en JJ.OO.", cuenta Edward.

En cuanto a los gustos, el corredor de 50 kms explica que "ahora, estamos en concentración y eso nos obliga a llevar una dieta estricta así que compartimos justos culinarios. En cuanto a la música escuchamos de todo menos reggeton. En cuanto a personalidades creo que somos un poco diferentes".

Benjamín y Cristóbal Grez, veleristas



Para Cristóbal los de Río 2016 serán sus primeros Juegos Olímpicos. Mientras que Benjamín ya tiene la experiencia de haber disputado Londres 2012 junto con Diego González.

Ahora irán juntos y dicen que es cumplir un sueño que tenían desde muy chicos, cuando se iniciaron en la vela.

"Yo soy el mayor de los cinco hermanos y partí navegando en Algarrobo, porque quería parecerme a mis primos más grandes; ellos eran mis ídolos, y quería hacer las mismas cosas que ellos. La vela ha sido un factor de unión familiar", sostiene Cristóbal.

Sobre su relación con Benjamín, el debutante en Brasil señala que "nos llevamos bastante bien, pero cuando estamos navegando tenemos muy claro qué función debe cumplir cada uno. Lo bueno de navegar con tu hermano, sobre todo cuando vas a toda velocidad en regata, es que muchas veces ni siquiera hay que hablar; basta mirarse para saber qué está pensando el otro".

Y agrega: "¿Lo malo? Que cuando volvemos a Chile, de vacaciones, seguimos juntos, porque vivimos con nuestros hermanos y papás, jajaja!!!".
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores