Banco Central Europeo revisa a la baja la proyecciones de inflación y crecimiento hasta 2017

El organismo, que también mantuvo la tasa de interés en mínimos históricos, afirmó que "habrá una recuperación económica continuada pero ligeramente más débil".

03 de Septiembre de 2015 | 10:34 | Agencias
AFP

FRANKFURT.- El Banco Central Europeo revisó hoy a la baja sus pronósticos de inflación y crecimiento económico en la Eurozona para el año en curso y los dos siguientes.

"Los renovados riesgos a la baja han afectado al crecimiento y a la inflación", afirmó el presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, durante la rueda de prensa posterior a la reunión del consejo de gobierno en Frankfurt.

La inflación se situará en el 0,1% en 2015, en lugar del 0,3% fijado en los pronósticos de junio. Mientras que en 2016 se situará en el 1,1%, en vez de 1,5% apuntado antes, y en 1,7% en 2017 ante el 1,8% anterior.

Respecto al crecimiento económico, el BCE prevé un 1,4% en 2015, ligeramente inferior al 1,5% de su último pronóstico; recortó de 1,9% a 1,7% en 2016; y de 2,0% a 1,8% en 2017.

"Habrá una recuperación económica continuada pero ligeramente más débil", explicó, sin poder determinar si será permanente o transitoria.

Draghi aseguró que van a "vigilar" atentamente toda la información relevante que les llegue. "Los riesgos a la baja han aumentado para la inflación, pero vamos a controlarlos y el consejo de gobierno está listo y dispuesto a actuar, en caso de que sea necesario, para emplear todos los instrumentos disponibles, entre los que se encontraría el programa de compra de bonos, que cuenta con la suficiente flexibilidad", declaró.

Con la baja inflación volvió a tomar fuerza el miedo de caer en una deflación. Sin embargo, Draghi intentó tranquilizar a los economistas al asegurar que quieren pensar "que se trata de un efecto transitorio derivado de la caída de los precios del petróleo".

Mantiene tasa de interés en mínimos

El BCE también dejó sin cambios sus tasas referenciales, manteniéndolas en niveles históricamente bajos, mientras lleva a cabo un programa de estímulo monetario para alentar a la economía y la inflación.

La decisión de mantener inalterado el costo de financiamiento era ampliamente esperada, después de que el BCE redujo sus tasas de interés a mínimos históricos hace un año.

En su reunión del jueves, el BCE mantuvo su principal tasa de refinanciamiento, que determina el costo del crédito en la economía, en 0,05%.

También dejó sin cambios la tasa para los depósitos a un día en -0,20%, lo que implica que los bancos deben pagar por mantener fondos en el BCE. La tasa de préstamos marginales, o tasas de emergencia a un día para bancos, quedó en 0,30%.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores