Osvaldo Andrade: "Debí ser más tajante en mi juicio sobre las pensiones en Gendarmería"

El presidente de la Cámara de Diputado reconoce que no fue "grato" escuchar la mención a su ex esposa mientras dirigía la interpelación a la ministra Blanco.

07 de Agosto de 2016 | 08:45 | Emol

"Nunca he hablado de mi vida personal; siempre he tenido esa regla. Es como debe ser. El rol político no debe nunca mezclarse con el personal", señala el parlamentario PS.

El Mercurio (Archivo)
SANTIAGO.- Se define como "un tipo confrontacional e irónico" y cree que ello influyó en las agrias críticas que ha recibido luego de que se conociera que su ex esposa Myriam Olate recibe una pensión de 5,2 millones de parte de Gendamería.

Es el presidente de la Cámara de Diputados, Osvaldo Andrade (PS), quien reconoce en entrevista con El Mercurio, que el hecho de que la situación de la ex funcionaria del organismo penitenciario fuera mencionada por su par de RN Marcela Sabat en la interpelación que realizó a la ministra de Justicia Javiera Blanco por las pensiones de Gendarmería, no fue nada "grato".

Para el parlamentario también significó un nuevo capítulo, pues antes de la interpelación, el diputado Gonzalo Fuenzalida había pedido que Andrade se inhabilitase para dirigir esta sesión.

"Se sugería que habría una conducta parcial. Pero creo que la interpelación y su desarrollo demostraron que estuvieron garantizadas las posibilidades para la interpelante y la interpelada", comenta.

En lo personal, ¿qué sintió cuando se mencionó el caso de su ex esposa, Myriam Olate?

"No es grato, pero yo debía cumplir una tarea, y me ceñí a eso. Su caso fue un dato de los muchos más que hay, así que tampoco sentí que hubiese allí un particular interés. No tenía ninguna duda de que era una consulta que se iba a hacer, y desde el punto de vista de mi tarea, intenté que no me afectara, y creo que así sucedió".

¿Qué tan ingrato ha sido el episodio para usted?

"Las pensiones en Gendarmería son escandalosas, no tengo duda en decirlo, y desde ese punto de vista tengo un reproche político. Sin embargo, hay dos cosas que me han incomodado. Uno, la señora Olate es una funcionaria pública que entró por sus méritos, que desarrolló una trayectoria y jubiló cumpliendo las rigurosidades legales y formales. Si hay una infracción en eso, alguna situación anómala, que se investigue; y si efectivamente se constata algo de eso, que se tomen las medidas de rigor. Lo que me incomoda es que dé la sensación de que no es mérito de ella. En Chile pareciera ser que a las mujeres el trabajo siempre se lo tuviera que conseguir el marido, y eso es de un machismo que rechazo; es un menosprecio intolerable".

"No separé nítidamente las cosas"


¿Tiene alguna autocrítica a cómo ha reaccionado ante este episodio?

"Creo que no separé nítidamente las cosas. Debí ser más tajante en mi juicio sobre las pensiones de Gendarmería. Tal vez al principio no fui capaz de separar con nitidez lo que era una opinión política respecto a pensiones que me parecen un escándalo y al mismo tiempo el menosprecio a una persona. Pero quiero agregar que soy el único parlamentario que no votó a favor de los proyectos de acuerdo que mantenían las pensiones sin tope. En eso exijo una explicación".

Hay gente que cree que la señora Olate debería devolver el dinero.

"No tengo condiciones para eso (se refiere a que está separado, aunque no quiere decirlo). Se ha ventilado mi situación familiar, desgraciadamente, por la prensa; nunca quise hacerlo, pero eso demuestra que no tengo forma de participar en eso; no está en mis atribuciones".

¿Ha sido este episodio el más duro de su carrera?

"Yo tenía 20 años en 1973 y tenía un espectacular futuro. Era seleccionado nacional de básquetbol, iba a terminar mi carrera de leyes para seguir estudiando economía, y de un día para otro eso cambió. Entonces me han pasado muchas cosas en la vida. Uno tiene que estar en condiciones de enfrentar estas cosas, y hay que hacerlo, es parte de la dureza de la política. La política es con llorar. Hay afectos, sentimientos, pero a mí no me eligieron para ser un intrascendente".

Usted suele emitir juicios políticos taxativos; algunos lo acusan incluso de ser muy "pesado". ¿Cree que esto influyó en las críticas que ha recibido?

"Sin duda. Uno tiene que aceptar las reglas como son, y yo soy un tipo confrontacional, y, en consecuencia, me someto a esas reglas. He sido siempre así. Soy irónico, lo reconozco. A veces entre la ironía y la odiosidad hay un pelito que trato de no pasar, pero no siempre lo logro. Sin embargo, también soy una persona que llega a acuerdos y los cumple. El mundo de la política sabe que soy una persona seria".

¿Su quiebre con Camilo Escalona tiene que ver con las críticas que él deslizó por este tema?

"Yo no he quebrado con Escalona y no he dado ninguna opinión de esto. ¿Sabe por qué? Mi padre fue militante socialista toda su vida, y me enseñó algo que nunca he olvidado: "Al PS no siempre es fácil comprenderlo, pero siempre hay que quererlo".

¿Qué le parece la discusión previsional que se ha generado?

"Tengo una preocupación. Hoy estamos hablando todos del sistema de pensiones y de las AFP, y ya se nos olvidó este otro problema (el sistema previsional de las FF.AA.). Creo que debemos tener un solo sistema de pensiones para todos los chilenos primero, y así será más fácil enfrentar el tema, pero hay que terminar con los estancos privilegiados".
¡Bienvenido #ComentaristaEmol!

Te invitamos a opinar y debatir respecto al contenido de esta noticia. En Emol valoramos todos los comentarios respetuosos y constructivos y nos guardamos el derecho a no contar con las opiniones agresivas y ofensivas. Cuéntanos qué piensas y sé parte de la conversación.

¡Bienvenido #ComentaristaEmol!
Ver condiciones

Ordenar por:
Este debate ha finalizado.
Cargando Comentarios...
Ediciones especiales
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores