Ex directivo WorldCom acusado de fraude se entrega a autoridades

Bernie Ebbers fue acusado de fraude contable, conspiración para cometer fraude y falsificación de documentos en relación con el colapso de la compañía, que declaró la bancarrota en julio de 2002 en medio de un escándalo financiero de 11.000 millones de dólares.

03 de Marzo de 2004 | 11:40 | EFE
NUEVA YORK.- Un ex directivo WorldCom, Bernie Ebbers, se entregó hoy a las autoridades federales en Nueva York un día después de ser inculpado de un fraude contable que llevó a la mayor quiebra en la historia empresarial de Estados Unidos.

Ebbers, que era director ejecutivo de la empresa de telecomunicaciones, ahora conocida como MCI, se presentó en dependencias de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) en Manhattan a primera hora de hoy en medio de una gran atención mediática.

El fiscal general de Estados Unidos, John Ashcroft, anunció el martes que estaba acusado de fraude contable, conspiración para cometer fraude y falsificación de documentos en relación con el colapso de la compañía, que declaró la bancarrota en julio de 2002 en medio de un escándalo financiero de 11.000 millones de dólares.

La acusación considera que Ebbers y el gerente de finanzas, Scott Sullivan, manipularon constantemente los resultados financieros de WorldCom, ahora conocida como MCI, para tener mejor imagen entre los inversores y analistas de Wall Street durante el "boom" del mercado en la década de 1990.

Sullivan se declaró inmediatamente culpable y se comprometió a cooperar con la justicia para aclarar responsabilidades.

En caso de ser encontrados culpables, los ejecutivos podrían afrontar penas de hasta 25 años de cárcel, además de importantes multas.

La juez que lleva el caso, Barbara Jones, señaló el martes que la sentencia que reciba Sullivan dependerá del grado de cooperación que muestre en el juicio, en el que se espera sea el testigo clave de la acusación por su cercanía a Ebbers y el conocimiento que tenía de las prácticas de WorldCom.

El ex presidente de WorldCom, empresa que está en proceso de salir de la bancarrota, era famoso por su forma de dirigir los negocios, basada en gran parte en órdenes e instrucciones verbales.

La fiscalía alega que los dos ejecutivos dirigían la compañía con poco o nulo control por parte de un directorio que estaba compuesto en su mayoría de amigos personales de Ebbers, al tiempo que ideaban complejas operaciones contables para aumentar de forma ficticia los ingresos de la empresa y disminuir sus gastos.

El pasado septiembre, en su primera comparecencia ante el juez, Ebbers se declaró inocente de los cargos de fraude que presentó en su contra el fiscal general del estado norteamericano de Oklahoma, Drew Edmondson, y fue puesto en libertad bajo una fianza de 50.000 dólares.

En noviembre pasado, la fiscalía decidió retirar temporalmente los cargos, si bien anunció que los volvería a plantear de nuevo en este mes de marzo.

Ebbers dimitió como directivo de Worldcom antes de la bancarrota, en abril de 2002, en medio de acusaciones por parte de los supervisores bursátiles de que la empresa le avaló préstamos personales por importe de 400 millones de dólares.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores