El Smart de Daimler se achica y se vuelve un scooter en su "última oportunidad"

El scooter y una bicicleta eléctrica de US$ 3.716 lanzada el año pasado tienen como propósito apuntalar la imagen de Smart como especialista en transporte urbano en lugar de una automotriz más.

08 de Julio de 2013 | 15:56 | Emol

En la foto, uno de los prototipos de Smart, presentados por Daimler AG Mercedes-Benz, en la feria North American International Auto Show 2012, en Detroit, Michigan.

Bloomberg

FRANKFURT.- Después de fracasar con la versión de cuatro plazas y la deportiva de dos plazas de su auto Smart, Daimler AG adoptará un nuevo enfoque para ampliar la marca: uno más pequeño y más lento.


El año que viene, Smart agregará a su gama de productos un scooter eléctrico, cuyo prototipo alcanzó una velocidad máxima de 45 km/h. El scooter y una bicicleta eléctrica de US$ 3.716 lanzada el año pasado tienen como propósito apuntalar la imagen de Smart como especialista en transporte urbano en lugar de una automotriz más.


"Smart es la respuesta de Daimler a los desafíos de las megaciudades de hoy", dijo la jefa de marca Annette Winkler durante un té en la sede central de la división en Boeblingen, Alemania. El objetivo es hacer que la vida en la ciudad sea "un poco más colorida, alegre y saludable".


Smart necesita un poco de alegría. La marca acumuló más de 1.500 millones de euros en pérdidas desde su lanzamiento en 1998, incluyendo un déficit de 120 millones de euros este año, calcula Bankhaus Metzler.


Para reactivar las ventas, Daimler también ampliará la línea de autos Smart con algo más que el diminuto Fortwo, conocido por la combinación de dos tonos de color y los paneles plásticos reemplazables de su carrocería. El año pasado, la compañía presentó una versión eléctrica del biplaza y en 2014 podría lanzar un Fortwo básico remodelado. Daimler también se asoció a Renault SA para diseñar un Smart de cuatro asientos que probablemente llegue a las concesionarias el año que viene.


Última oportunidad


Daimler, que no desglosa las utilidades de Smart, sigue fiel a la marca porque puede atraer a los compradores jóvenes y ayuda a Daimler a cumplir con las restricciones a las emisiones de dióxido de carbono compensando a los modelos grandes de Mercedes-Benz.


En última instancia, el futuro del Smart dependerá de la recepción del auto de cuatro plazas y del nuevo Fortwo. Con los nuevos modelos en su línea de productos, IHS Automotive espera que las ventas de la marca casi se dupliquen a 190.000 vehículos en 2015.


Sin embargo, esta última ofensiva podría ser la última de Smart, advierte Stefan Bratzel, director del Centro de Gestión Automotriz de la Universidad de Ciencia Aplicada de Bergisch Gladbach, Alemania, y ex gerente de comercialización de la marca Smart.


"Smart no va a tener otra oportunidad si vuelve a fracasar", opinó Bratzel. "Va a hacer todo lo posible para demostrar que puede tener éxito".


Daimler dice que no tiene planes de abandonar a Smart. La marca ayuda al grupo con la tecnología de vehículos eléctricos, y los precios que cobra por los autos Smart cubren con creces el costo de los componentes, aclaró la portavoz Bettina Singhartinger.


Una gama de productos más amplia y el renovado interés en el transporte urbano devuelven a Smart a su visión original y le dan nueva vida, dijo la responsable de marca Winkler. "Ahora estamos en condiciones de implementar las grandes ideas de los fundadores de la marca Smart", agregó.

Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Crucigrama
Crucigrama

Supera el desafío para esta semana.

Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores