Boeing entusiasma a gobernadores de EE.UU. que buscan tener la sede del nuevo 777X

Más de una decena de estados se apresuran a ofrecer incentivos como infraestructura y capacitación subsidiada para convencer a Boeing de trasladar la producción de su próximo avión comercial.

04 de Diciembre de 2013 | 15:54 | Bloomberg
Reuters

SAN FRANCISCO/CHICAGO.- Los gobernadores de más de una decena de estados se apresuran a ofrecer incentivos como infraestructura y capacitación subsidiada para convencer a Boeing Co. de trasladar la producción de su nuevo jetliner 777X fuera de Washington, donde los integrantes de sindicatos rechazaron un contrato laboral que congelaba las pensiones.


Los gobernadores de Missouri, Jay Nixon, y de Alabama, Robert Bentley, se suman a los que conforman paquetes para atraer miles de empleos que se pensaba generar en Everett, Washington, antes del plazo del 10 de diciembre, fecha que la compañía fabricante de aviones de Chicago fijó para la presentación de propuestas.


El demócrata Nixon convocó a una sesión especial de la Asamblea General esta semana para buscar que se aprobaran US$ 150 millones de incentivos de desarrollo económico dirigidos a Boeing. Bentley se reunió con representantes de Boeing en Birmingham el mes pasado para dialogar sobre la perspectiva de que la compañía produjera su avión de pasajeros 777X en Huntsville y expandiera su presencia en la zona.


"No digo que vayamos a conseguirlo, pero les aseguro que les gusta Alabama", dijo Bentley, un republicano de 70 años, en un discurso luego de la reunión.


Los estados concentran su atención en Boeing con la esperanza de asegurarse los miles de empleos de alta calificación que conllevaría la producción del primer avión de la compañía proyectado a la década de 2020.


El 67% de los maquinistas agremiados de Washington votó contra la extensión de un contrato de ocho años que habría reducido beneficios para mantener el trabajo del 777X en Everett, sede de la línea de producción de la empresa para el 777, la versión anterior del modelo bimotor. La producción del 777X comenzará en 2017, según el sitio web de la compañía.


Oferta de incentivos


Los estados que compiten por el trabajo preparan incentivos. En Missouri, Nixon convocó el 2 de diciembre a una sesión especial de la Asamblea General para analizar la incorporación de US$ 150 millones por año para proyectos aeroespaciales a gran escala en el marco de los programas de desarrollo económico existentes en Missouri. Los fondos se destinarían a capacitación de los trabajadores, desarrollo de infraestructura e incentivo a la creación de empleos, según la oficina del gobernador.


Nixon anunció ayer un acuerdo entre las organizaciones laborales del área de St. Louis para trabajar las 24 horas y renunciar al tiempo adicional a modo de acelerar por lo menos en un año la finalización de las instalaciones de Boeing.


Su gobierno también conforma un consorcio de universidades comunitarias para capacitar a estudiantes en las áreas aeroespacial y de producción. Las operaciones de defensa de Boeing tienen sede en Missouri.


Los legisladores de Alabama elogiaron el programa de ingeniería aeroespacial de la Universidad de Alabama en Huntsville, el bajo costo de vida del estado, las regulaciones "racionales", las leyes de derecho al trabajo y los bajos impuestos en una carta del 22 de noviembre dirigida al presidente y máximo responsable ejecutivo de Boeing, James McNemey. Airbus SAS, la rival de Boeing, construye su primera línea de montaje en los Estados Unidos en Alabama.

EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores