Más de 5.000 personas afectadas por inundaciones en Bolivia

El director nacional de Defensa Civil, general Jorge Velásquez, no dudó en culpar de la situación, la más grave de la historia, a las persistentes lluvias que afectan al país.

15 de Enero de 2001 | 22:11 | DPA
LA PAZ.- Más de 5.000 personas resultaron afectadas por las inundaciones que se registraron en las regiones tropicales de Bolivia, se informó hoy oficialmente.

El director nacional de Defensa Civil, general Jorge Velásquez, no dudó en culpar de la situación, la más grave de la historia, a las persistentes lluvias que afectan al país.

Velásquez reportó que las poblaciones más dañadas se encuentran en los departamentos de La Paz y Beni, donde varias provincias quedaron inundadas.

Admitió que en la localidad beniana de Rurrenabaque (al noreste de La Paz) ya no se puede ingresar ni por tierra ni por vía aérea.

Agregó que si bien han evacuado a los afectados a otras regiones, están aún en riesgo ya que la crecida del río Beni está a punto de llegar a esas zonas.

Asimismo, el director de Defensa Civil dijo que la localidad paceña de Guanay (al norte de La Paz) en su totalidad quedó inundada.

"La situación en Guanay y en Rurrenabaque es bastante desesperante, y lo más grave es que no estamos pudiendo llegar a través de los caminos porque están destruidos en algunos lugares, ni tampoco vía aérea ya que continúan las lluvias", confesó.

Velásquez explicó que para atender la emergencia en Guanay se dispuso el traslado de dos camiones con alimentos, carpas y vituallas para 300 familias, que representan aproximadamente 1.500 personas.

Pero, indicó, la atención no pudo llegar aún a Rurrenabaque donde existen 818 familias damnificadas que son como 3.500 personas.

"Esperamos que cesen las lluvias para atender con alimentos, vituallas y herramientas a éstas personas", añadió.

Los pobladores de Guanay están preocupados porque pese al tiempo transcurrido las aguas de los ríos Tipuani y Yara no han bajado, mientras que en Rurrenabaque continúa la crecida del río Beni.

En los últimos días, ambas localidades fueron afectadas por fuertes riadas que dejaron inundadas a varias provincias rurales, cuyos habitantes ahora esperan el auxilio correspondiente.

En 1999, los bolivianos sufrieron similar fenómeno. El viernes los ríos empezaron a subir y el sábado todos despertaron inundados.

Las familias damnificadas que habitaban en precarias viviendas también perdieron sus sembradíos, porque fueron arrasados por las corrientes de agua.

El departamento de La Paz, será declarado zona de desastre, debido a que muchas de sus provincias se inundaron.
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores