Israelíes abandonan cumbre para realizar consultas

Según un negociador palestino que prefirió mantener el anonimato, la delegación israelí mantendrá consultas con su Primer Ministro, Ehud Barak, tras surgir "divergencias importantes" en la comisión encargada de las cuestiones de seguridad.

25 de Enero de 2001 | 20:37 | AFP
TABA.- La delegación israelí abandonó este jueves por la noche las negociaciones de Taba, Egipto, a las pocas horas de su reanudación, para mantener consultas con su Primer Ministro Ehud Barak, tras surgir "divergencias importantes", declaró un negociador palestino bajo anonimato.

"Aparecieron importantes divergencias en la comisión encargada de las cuestiones de seguridad", manifestó a la AFP este negociador.

El delegado explicó que los israelíes volvieron a sus propuestas anteriores y, ante el rechazo palestino, decidieron ir a Eilat, en el sur de Israel.

"Vamos a Eilat (a unos kilómetros de Taba) para realizar consultas" con Barak, declaró a la prensa el jefe del partido de izquierdas Meretz, Yossi Sarid, añadiendo que la delegación podría volver esta misma noche a Taba.

Probablemente, los negociadores israelíes se entrevistarán telefónicamente con Barak, que no se encuentra en el sur del país.

"Es posible que volvamos", añadió Sarid, asegurando que "esta noche será importante" para el curso de las negociaciones.

Preguntado por la AFP sobre el regreso a Taba de los negociadores israelíes esta misma noche, el ministro de Turismo y Transportes, Amnon Lipkin Shahak, respondió: "sí".

Según Sarid, la decisión de ir a Eilat "no tiene nada que ver con lo que pasó en Jerusalén este", donde un civil israelí, que circulaba en coche, fue asesinado a tiros esta tarde en el área industrial de Atarot.

Contrariamente a lo que afirmó un responsable palestino, el sábado, día de descanso judío, no habrá negociaciones, declaró Sarid.

Las negociaciones se habían reanudado el jueves por la tarde después de dos días de suspensión tras la muerte de dos israelíes por palestinos en Tulkarem, Cisjordania.

La delegación israelí, encabezada por el jefe de la diplomacia, Shlomo Ben Ami, cuenta con Yossi Sarid, líder del partido de izquierdas Meretz, como nuevo componente, y comprende, entre otros, al ministro de Justicia Yossi Beilin y a Gilad Sher, jefe del gabinete del Primer Ministro saliente Ehud Barak.

El "gabinete de paz", presidido por Barak, del que forman parte ministros y personalidades relacionadas con las negociaciones con los palestinos, decidió el miércoles por la noche volver a Taba.

A su llegada a la localidad egipcia, Beilin declaró a la prensa que espera que las negociaciones progresen, "pese a las dificultades".

Por su parte, el delegado palestino Nabil Chaath reiteró la negativa palestina a cualquier acuerdo parcial. "No llegaremos a resultados hasta haber solucionado todos los temas, incluyendo las cuestiones relativas a Jerusalén, y no sólo la cuestión de la tierra", declaró a la prensa.

"Si ellos (los israelíes) vienen con intenciones serias, con el mandato necesario y el tiempo exigido para examinar todos los temas, se encontrarán con una delegación palestina seria y dispuesta a alcanzar resultados", añadió.

Otro negociador palestino, Yasser Abed Rabbo, afirmó poco antes que los palestinos concentrarán todos sus esfuerzos en la cuestión de Jerusalén.

"No aceptaremos que Jerusalén se convierta en una isla en territorio israelí y quede aislado del resto del territorio palestino", declaró a la prensa.

Según varios negociadores palestinos, se lograron progresos, sobre todo en el tema de las fronteras del futuro estado palestino.

Por su parte, una portavoz de la presidencia del Consejo señaló que el Primer Ministro israelí considera la posibilidad de reunirse con el presidente de la Autoridad palestina Yasser Arafat, con motivo del Foro económico mundial de Davos, en Suiza.

"Barak considera la posibilidad de reunirse con el presidente Arafat en Davos y hoy tomará una decisión al respecto", declaró esta portavoz a la AFP.

Las negociaciones de Taba son consideradas como la última oportunidad para el gobierno laborista israelí de llegar a un acuerdo antes de las elecciones a primer ministro, el 6 de febrero, en las que el candidato de la derecha Ariel Sharon aparece como el gran favorito.

Sharon mantiene una ventaja de alrededor 18 puntos sobre Barak a menos de dos semanas para los comicios, según dos sondeos difundidos este jueves por la televisión israelí.

Según Limur Livnat, colaboradora de Sharon, un gobierno israelí de derechas trabajaría para "rebajar las esperanzas de los palestinos", afirmó en una entrevista en la edición del viernes del diario francés Le Figaro.

"Tendremos que rebajar las esperanzas de los palestinos, actualmente muy elevadas. No creo que podamos alcanzar un acuerdo final (sobre el estatuto de los territorios palestinos) en los próximos años", señaló Livnat, ex ministra y peso pesado del Likud.

Una guerra fría con los palestinos es "preferible a la guerra caliente que libramos ahora", añadió Livnat.

El jueves por la noche, Sharon prometió "poner fin al terrorismo" y "reinstaurar la seguridad", en una reunión electoral en Netanya, al norte de Tel-Aviv.

El candidato de la derecha afirmó que podía negociar con los árabes. "Me conocen y los conozco, saben que hay líneas rojas (puntos no negociables)", agregó.

En Gaza, el principal movimiento islamista palestino, Hamas, amenazó este jueves con atacar sin discriminación los vehículos israelíes que circulen por territorio palestino.

En un comunicado, Hamas afirmó que "todos los vehículos sionistas que entren en territorio palestino, después de la publicación de este comunicado, serán nuestro objetivo".
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores