Bush fue sometido a una resonancia magnética en la rodilla

Médicos del Centro Médico Militar Walter Reed examinaron ambas rodillas con un escáner de imágenes por resonancia magnética a causa de un dolor que lo ha obligado a suspender parte de sus ejercicios habituales.

18 de Diciembre de 2003 | 15:45 | Reuters
WASHINGTON.- El Presidente de Estados Unidos, George W. Bush, fue sometido hoy a un examen mediante imágenes por resonancia magnética, a causa del dolor en una rodilla que lo ha obligado a suspender parte de sus ejercicios habituales.

Médicos del Centro Médico Militar Walter Reed examinaron ambas rodillas con un escáner de imágenes por resonancia magnética (MRI, por sus siglas en inglés), aunque la que le duele al presidente es la derecha, dijo el portavoz de la Casa Blanca, Scott McClellan.

McClellan añadió que el Presidente, de 57 años, no fue sedado durante el procedimiento que permite obtener una imagen más precisa de las estructuras y tejidos corporales.

Un estudio anterior de las rodillas de Bush, durante su examen médico en el 2001, reveló un "desgaste" consistente con la edad y el grado de actividad física de un hombre de la edad del presidente, según McClellan.

El médico de cabecera de Bush, Richard Tubb, supervisó la prueba. También estaban presentes ortopedistas del Centro Walter Reed y un especialista en deportes, agregó.

Bush añadió el examen a una visita ya planificada al hospital para conocer a soldados heridos en Irak y Afganistán, donde entregó medallas Corazón Púrpura a algunos militares lesionados.

Asimismo, se esperaba que realice una visita breve al secretario de Estado, Colin Powell, quien se recupera de una operación por cáncer de próstata realizada el lunes, y hable ante empleados del hospital.

Esta es la tercera visita de Bush en el año a soldados heridos que se recuperan en el hospital Walter Reed.

McClellan dijo que Bush, muy amigo del ejercicio, dejó de correr por el dolor en la rodilla. Sin embargo, no dejó de nadar, levantar pesas y realizar actividades de estiramiento.

"Sigue manteniendo un programa riguroso de ejercicios", dijo. "De vez en cuando, siente dolor en la rodilla derecha al correr".

El martes en la noche se vio a Bush descender con alguna dificultad las escaleras de la Casa Blanca, donde se celebró una recepción con el cuerpo diplomático. Sin embargo, McClellan dijo que por lo general no tenía problemas para caminar.
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores