Multitudinaria marcha opositora en Venezuela

La manifestación tiene como objetivo presionar al gobierno de Hugo Chávez para que efectúe un referendo que acorte el mandato presidencial.

14 de Febrero de 2004 | 13:42 | AP
Caracas
Decenas de miles de venezolanos salieron a las calles para exigir la realización de un referendo.
CARACAS.— Bajo el resguardo de unos 3.000 policías y militares varias decenas de miles de opositores salieron a marchar en la capital para presionar la realización de un referendo sobre el recorte del mandato del presidente Hugo Chávez.

La sede del Consejo Nacional Electoral (CNE) se vieron tomadas por varios centenares de guardias nacionales armados con equipos antimotines.

Las denuncias de un posible boicot de la marcha, generaron un tenso ambiente en el país.

El Vicepresidente José Vicente Rangel declaró el sábado que había "mucha tranquilidad y mucho orden" en todo el país. Desestimó la protesta opositora, y señaló que había "una presencia invisible de la oposición".

Las restricciones que estableció el gobierno al paso de marcha hasta la sede del CNE, argumentando razones de seguridad, obligó a los organizadores de la protesta a recortar la mitad del recorrido, que había sido pautado en dos kilómetros, y limitarlo a una zona de la principal autopista de la ciudad.

Uno de los cinco rectores del CNE, Jorge Rodríguez, declaró que ante las limitaciones impuestas a la marcha acudiría a la autopista, punto final de la manifestación, para atender a los opositores.

Por su parte el director electoral, Ezequiel Zamora, advirtió el sábado que no retornaría más a la sede del CNE si los cuerpos de seguridad no retiran a los seguidores del gobierno que "tienen sitiado el organismo".

"Vamos a llegar en la marcha del día hoy por supuesto hasta donde podamos llegar, no podemos por supuesto caer en la provocación", dijo el gobernador de estado Miranda, Enrique Mendoza, al descartar que los opositores intentarán pasar por la céntrica avenida Bolívar donde el gobierno instaló, bajo el resguardo de un centenar de guardias nacionales, un improvisado mercado popular.

"Vamos a ir hacia un referendo revocatorio. Nos tienen que respetar nuestras firmas, no podemos aceptar más tecnicismos, y que se nos estén bloqueando a través de buscar y rebuscar normas", señaló. Mendoza aseguró que la oposición insistirá en la consulta a pesar de los atrasos que han surgido en la revisión de las firmas que apoyan el referendo.

La oposición consignó en diciembre pasado un lote de firmas para llamar al referendo contra Chávez. La alianza de la Coordinadora Democrática sostiene que recolectó 3,4 millones de rúbricas contra el gobernante.

La constitución establece que para llamar al referendo se requiere 20% de las rúbricas (2,4 millones) del total de electores.

La oposición ha pedido al CNE celeridad en su decisión, para evitar que el referendo se haga después del 19 de agosto. De acuerdo con la carta magna, después de esta fecha no serían posibles nuevas elecciones y quedaría en el poder el vicepresidente -un aliado de Chávez- hasta 2007.
Ediciones especiales
EL COMENTARISTA OPINA
¿Cómo puedo ser parte del Comentarista Opina?
Comentaristas
PUBLICACIONES DESTACADAS
Más me gusta
Más comentarios
Más seguidores